El ciclo de descensos y ascensos y la corrección del Maaser (Avanzado)

Recibí dos peguntas de las mujeres a propósito de la preparación del trabajo interno y la necesidad de pagar Maaser

Pregunta: Siempre trato de estar en un estado de “preparación”, sostener la intención, conectar con mi esposo que también estudia Cabalá, diseminar y estudiar. Sin embargo, algunas veces experimento descensos y pierdo toda mi conexión con el Creador. Más adelante salgo de ellos e intento aumentar mi preparación tanto como puedo. Pero, después siguen llegando los descensos y de nuevo aumento la preparación y la aspiración, a lo que siguen más descensos.

Entiendo que siempre habrá descensos y ascensos y que son necesarios. Sin embargo, si pierdo mi conexión con el Creador, ¿no significa que no estoy dedicando suficiente tiempo a la preparación? ¿O, me equivoco en el propósito de la preparación? ¿Su objetivo no es ayudarme a salir del descenso más rápido? ¿O, tiene el propósito de prevenir los descensos, que sean menos?

Mi respuesta: Si se prepara usted correctamente, entonces cuando experimente cualquier estado y este estado haya terminado su paso en usted (termina de manifestarse completamente a través de los diez Sefirot o todos los cuatro estados), si usted se preparó correctamente antes, de inmediato empezará a percibir el final de este estado como un descenso. Entonces, de inmediato querrá ascender y atraerá intensamente las fuerzas externas del grupo. El grupo le va a dar:

1) La importancia de la meta

2) La sensación de su debilidad

3) La aspiración necesaria para pedir la corrección desde arriba.

El resultado será que usted hará una petición (MAN) y la Luz de la corrección (Ohr Makif, MAD) descenderá durante el estudio general del grupo. Entonces usted ascenderá, esto es, percibirá y valorará que el atributo de amor y otorgamiento son lo mejor que pueda existir.

Y así se inicia un nuevo ciclo

Pregunta: ¿Cuando las mujeres participan en el grupo con los hombres, tienen que dar el Maaser?

Mi respuesta: Si. Todas las personas que avanzan deben aportar una décima parte de sus ingresos netos para la difusión de la Cabalá para la corrección de todo el mundo No es una tradición, sino una necesidad con el propósito de corregir la décima parte de su deseo egoísta, Maljut. Las otras partes se corrigen con los esfuerzos en el estudio, el grupo y la difusión. No puede uno simplemente “comprarlas” de la manera que lo hace para corregir esta parte “inanimada” de sus deseos.

¿No es una lástima? Sería tan sencillo pagarle a alguien y de pronto encontrarse dentro del mundo espiritual. Sin embargo, puesto que la acción de pagar el 10% para la corrección del mundo es parte de nuestra propia corrección, nuestro egoísmo se opone a ello de todas las maneras posibles y por eso todas las personas tienen tantos problemas cuando llega el momento de pagar el Maaser. Sin embargo, normalmente nadie tiene problemas cuando juega el dinero o se gasta el 10% de sus ganancias en cosas que realmente no necesita o en diversiones. Pero, sin participar en la corrección general de esta manera, no puede uno acceder a la corrección personal. Normalmente recomendamos utilizar este dinero para comprar material cabalista y diseminar, en otras palabras, poner a trabajar su 10% correctamente.

Material Relacionado:

La mujer y la corrección del alma

Maaser

Preguntas y Respuestas del desarrollo espiritual de la mujer (1)

Preguntas y Respuestas del desarrollo espiritual de la mujer (2)

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta