Todos los obstáculos pueden vencerse

Extractos de la lección matutina: Una persona tiene que ascender desde el nivel más bajo llamado “nuestro mundo”, en donde todo está oculto, hasta el nivel más elevado llamado “El Mundo del Infinito”, en donde todo está revelado. Los niveles de ascenso se llaman “los mundos” y ellos reflejan el grado de la corrección de nuestros deseos.

No existe un llenado sin una sensación preliminar de vacío.  Cuando cada uno de nosotros corrige su deseo individual (vacío), le damos forma a la Fuerza Superior, revelándola en el grado de nuestra corrección. Es por eso que le pedimos la corrección a la Fuerza en lugar de la revelación.

El llenado del deseo no ocurre por medio de la recepción, sino por medio del otorgamiento.  De otra forma es imposible llenarse.  Para ser exacto, es posible, pero el llenado estará limitado a nuestro mundo y a la duración de nuestra vida.  Más allá de eso, es imposible.  Así es con el propósito de permitirnos llegar a otro método de llenado – el otorgamiento.

Entonces, la persona es llenada por su amor al prójimo, por el otorgamiento, en lugar de algo que llegue desde afuera.  El sufrimiento es la sensación de deseos no corregidos. Los percibimos como sufrimiento porque difieren del Creador.

En la Cabalá, estudiamos nuestros estados futuros y esto nos permite desarrollarnos.  El desarrollo de nuestra alma es análoga al desarrollo de un niño: al desear ser adulto, atraemos la fuerza de corrección hacia nosotros.

Se deben percibir los problemas y el sufrimiento como una oportunidad de adelantar al sobreponerse a ellos.  Todo sucede únicamente para nuestro progreso.  Sin embargo,  si uno se prepara correctamente, entonces en lugar de percibir el dolor por el sufrimiento, se percibirá su dirección y se avanza junto con él.  En este caso, en lugar de percibir el sufrimiento, se percibe el camino.

Material Relacionado:

El poder especial de la Cabalá

El libro del Zohar: Elevando una plegaria

Lección de Cabalá

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta