entradas en '' categoría

Dos caminos para alcanzar nuestra meta

the2520meaning2520of2520spiritual2520and2520physical25Recibí una pregunta: Le he escuchado decir muchas veces que el deseo es la única cosa que existe, y solamente el deseo lo determina todo. Entonces, ¿por qué no se convierten en realidad todos los deseos  que tengo en la vida?

Mi Respuesta: Es porque además de su deseo, existe el programa de la creación. En otras palabras, existe un cierto plan, y según este plan, toda la creación avanza hacia su meta predeterminada. A este progreso hacia la meta se le llama Beito, que quiere decir avance a lo largo del tiempo en dónde todo ocurre a su debido tiempo.

Sin embargo, el ser humano consiste de un deseo y por lo tanto siente el llenado del deseo como placer y la falta de llenado como un vacío o sufrimiento. Así es cómo él siente el efecto del programa, el cual usa nuestro deseo de llenado o placer para controlarnos. Después de todo, siempre aspiramos al placer y tratamos de alejarnos del sufrimiento.

Si usted desea cumplir con el programa de la creación por sí mismo y alcanzar la meta rápida y placenteramente, en vez de ser conducido por los golpes, lo que puede hacer es dirigir su deseo conforme a la regla, “Haga que su deseo sea como el deseo del Creador.” ¿Cuál es el deseo del Creador? Esto se refiere a Su deseo de otorgar todo de Sí Mismo y Su estado en la percepción personal de usted. Como resultado de esto, revelará un nuevo nivel de deseo, percepción, conciencia y entendimiento. Y cuando esto suceda, sentirá la brecha entre usted y el Creador. Entonces, al eliminar intencionalmente esa brecha, usted iguala su deseo al del Creador.

Material relacionado:

Estamos subiendo por los escalones de los mundos en una escalera eléctrica
Podemos desarrollarnos sin esperar que llegue el sufrimiento

La raíz espiritual de la medicina

soulRecibí una pregunta: Si convenciéramos a todo el mundo de participar por un solo día en un juego en el que todos no harían otra cosa sino otorgar, la humanidad podría experimentar lo que es el otorgamiento. ¿Esta acción atraería suficiente Luz para corregirnos?

Mi respuesta: Cualquier doctor sabe que no existe casi ninguna medicina que pueda curar a una persona de inmediato. Eso sería producto de un milagro, y no de un medicamento fabricado por el hombre.

Una persona puede beber una gota de veneno y morir o puede utilizarla para crear un medicamento. No es una coincidencia que el símbolo médico sea una serpiente. Es un hecho conocido que cada medicina es un veneno, pero no todos los venenos son una medicina. Cuando el veneno se emplea como una medicina, se toma en dosis muy bajas y durante un prolongado período de tiempo hasta que la persona sana. Esta es la ley para corregir el cuerpo animado y la misma ley es válida para corregir el alma.

¿Por qué una persona puede morir instantáneamente si toma una gota de veneno, pero tiene que tomarla durante meses para sanar? Esta es la consecuencia del proceso espiritual: el rompimiento del alma unificada en partículas. Este rompimiento se realizó desde arriba y por lo tanto fue instantáneo mientras que la corrección, la reunificación y la cura ocurren lentamente, dependiendo de nosotros.

¿Por qué el rompimiento de nuestras almas y la necesidad de corrección ocurrieron antes de que llegáramos a este mundo?  Sucedió así para que durante el proceso de nuestra corrección pudiéramos elucidar la causa, el proceso y la meta de la creación, y en consecuencia, nos moldeáramos a semejanza del Creador, la Fuerza Superior de la Naturaleza.

Y puesto que el hombre tenía que alcanzar la semejanza con el Creador (en hebreo Bore = Bo – ven, y Re – ve), este proceso toma largo tiempo, es decir 6000 años, desde el primer alcance de Adam, hasta el último.

Material relacionado:

Ha llegado el momento de realizar un potenciamiento en nosotros mismos
Una mirada rápida tras bambalinas de la obra llamada “vida”
Introduccion al Talmud Esser Sefirot

De la falta de equilibrio a la perfección

war2Recibí una pregunta: La falta de equilibrio es obvia cuando observamos a las personas que consumen más de lo necesario para llevar una existencia normal. ¿Pero, cómo podríamos decir lo mismo de una persona que apenas si puede subsistir de un pago de salario al siguiente?

Mi respuesta: Tampoco esta última persona está en equilibrio. Existen siete mil millones de personas que pueblan la Tierra, de los cuales el 50% sufren de hambre y 40% no cuentan con lo suficiente para sostenerse normalmente. Solamente la mitad de mil millones de personas se encuentran satisfechos con su estilo de vida material. No obstante, son precisamente ellos que sufren de depresión, toman drogas, se divorcian, atentan contra su vida, etc.

La perfección desciende hasta nosotros desde el Mundo del Infinito y la única forma de alcanzarla es elevándose al nivel espiritual. Esto es una realidad que se puede alcanzar, y la Naturaleza nos está empujando a ello.  Y,  se está revelando el método para alcanzar el estado perfecto: es la ciencia de la Cabalá.

Material relacionado:

No hay vuelta atras en la evolución
¿Qué es lo que le espera a la humanidad? La extinción o la prosperidad
Solo la revelación del Creador puede corregir al mundo

Lecciones del Congreso Norteamericano

ny_congress-2009A continuación las lecciones que he impartido durante el Congreso de Cabalá Norteamericano que se efectuó este fin de semana en las Montañas Catskills en Nueva York.

Lección No. 1: Shamati 1 No hay nadie más aparte de EL

Lección No. 1: Shamati 1 No hay nadie más aparte de EL

Lección No. 2: La historia del desarrollo de la humanidad

Lección No. 2: La historia del desarrollo de la humanidad

Lección No. 3: La unidad es la solución

Lección No. 3: La unidad es la solución

Lección No. 4: Educación global

Lección No. 4: Educación global

Lección No. 5: La importancia de la diseminación

Lección No. 5: La importancia de la diseminación

Lección para niños

Lección para niños

Usted es responsable de todos los crímenes en el mundo

moral¿Qué significa ser un garante? Si yo me convierto en garante de algún individuo y éste infringe la ley, las autoridades pueden buscarme y encarcelarme en su lugar porque yo acepté el compromiso de ser el garante de esa persona.

O, digamos que esa persona no paga un préstamo de una institución bancaria. Sin siquiera dirigirse a él, el banco me puede solicitar el pago de la deuda. Esa es la ley de garantía mutua en acción. Es una ley inquebrantable de la Naturaleza que nos vincula y no podemos eludirla.

Cuán injusto, cuán artero y cruel de la Naturaleza colocar a las personas que se odian en un espacio cerrado e inspirarles deseos e impulsos terribles. ¡Y luego ir a castigar a una persona en lugar de otra! Si en realidad pudiéramos experimentar esta ley, literalmente estallaríamos de indignación.

Lo que es más, es posible que no sólo se me considere responsable de las consecuencias de las acciones de otro, sino también por el simple hecho de que él las haya cometido en primer lugar. En otras palabras, si alguien destruye, asesina, roba o viola, es culpa mía y  por esa razón es justo que se me exija la compensación y se me castigue. La garantía no significa que usted tenga que compensar el daño que alguien más realiza sino que tiene que garantizar que sus acciones sean correctas. Y si esa persona actuó incorrectamente quiere decir que yo soy cómplice de sus actos.

Resulta que al cometer una mínima trasgresión, yo provoco que muchas personas alrededor del mundo se comporten mal. Y esto, definitivamente va a regresar a mí: seré castigado. No podemos ni imaginar en que forma tan absoluta nos envuelve esta ley de garantía mutua y funciona sin nuestro consentimiento. Está por doquier, incluso en nuestros pensamientos, intenciones y acciones.

Cada uno de nosotros “guía” a otros a través de su vida, igual que el artista que mueve y controla a la marioneta. Sin embargo, nadie de nosotros siente que es él quien guía y es guiado.  Si pudiéramos ver nuestra dependencia mutua, perderíamos nuestra libertad de elección y nos convertiríamos en robots.  Por eso nuestra conexión universal mutua está oculta de nosotros y se va revelando gradualmente a medida que podemos soportarla y    convertirla en algo positivo.

¿Cómo podemos lograr que sea positiva? Si cada uno de nosotros se conecta a las otras personas. Sin embargo, no debemos hacerlo por temor o presión, sino por nuestro propio y libre deseo de dar y amar a los demás

Material relacionado:

La unidad es la forma de recibir satisfacción total
Toda la humanidad es el cuerpo de tu alma

¿Confiaría su vida a los demás?

spiritual2520food2520is2520the2520light2520that2520filRecibí una pregunta: ¿Por qué la gente no puede desarrollar el instinto de amor por su prójimo igual que los animales lo hacen mientras se encuentran bajo presión o circunstancias difíciles y sufrimiento? Este parecería ser el camino más natural de evolución hacia el desarrollo.

Mi respuesta: Usted tiene razón: si las personas estuvieran en el mismo nivel de desarrollo de los animales, realmente podrían desarrollar algún tipo de instinto como las abejas, las hormigas y las células humanas. Por ejemplo, una célula en el organismo tiene la capacidad de presentir que si no se une con una segunda célula y con una tercera y una cuarta, perderá la fuerza de vida. En otras palabras, dos células que se encuentran  separadas logran darse cuenta del mal y llegar a comprender que, “Debemos unirnos con el fin de vivir más y mejor”.

En el proceso de unificación, las células llegan a entender ampliamente el beneficio de la unidad, y entonces empiezan a separarse conforme a la “especialidad” de cada célula: algunas se convierten en células del corazón, otras de los pulmones, del cerebro, sin embargo, ninguno de los órganos puede existir separadamente. Cada órgano tiene la seguridad de que los demás se ocuparán de él.

Antiguamente, una célula podía existir por sí misma, completamente sola. No obstante, al unirse, las células descubrieron que la especialización originaba una forma de existencia más elevada. Y para que esto sucediera, cada célula debía rechazar su vida personal y empezar a vivir la vida de todo el organismo.

De esta forma, la célula literalmente confía su vida a las otras células. Da su vida por ellas, porque al especializarse y convertirse en una célula del ojo, por ejemplo, deja de realizar otras funciones. Confía en que otra célula será su corazón, y otra célula será el cerebro y una más los pulmones.

¿Y qué papel desempeñan los pulmones? Ellos respiran para todo el organismo aunque en realidad prácticamente no necesitan oxígeno para sí mismos. Lo hacen porque todo el cuerpo necesita el oxígeno para existir. Y las otras células tienen una fe absoluta en que los pulmones proveerán el oxígeno necesario, porque todos ellas se encuentran dentro de la garantía mutua.

Así es como las células madre (minúsculas células universales) se convierten en células de diferentes tipos: del cerebro, los pulmones, el corazón, etc. Y así es como los órganos se formaron y los organismos vivientes empezaron a desarrollarse.

Los biólogos creen que esto ocurrió “por sí mismo”. Pero en realidad, este proceso sucedió debido a la revelación de los Reshimot (genes de información) que se implantaron en la creación desde el principio y se revelan en un orden específico. Según ellos, ahora debemos conscientemente lograr un cierto tipo de unidad en la sociedad humana.

Material relacionado:

Bruce Lipton “Somos un todo”
Por primera vez en la historia tenemos las condiciones para ejercer nuestro libre albedrio