Un negocio honesto aporta grandes ganancias

you-cant-teach-anyone-through-forceRecibí una pregunta: La persona promedio no percibe que la crisis está revelando la conexión entre la gente y que la garantía mutua es una ley de la Naturaleza. Tan sólo advierte que la manipulación deshonesta del mercado de valores ha provocado la caída de los precios y que la empresa para la que trabajaba sufrió pérdidas y él fue despedido. ¿Qué tiene que ver la naturaleza en todo esto?

Mi respuesta: La crisis actual es global y por lo tanto es  imposible resolverla poco a poco. Se debe a que la conexión universal entre las personas se está revelando ahora. Por eso es que la crisis no tan sólo está ocurriendo en la economía, sino también en la industria, el comercio, la cultura, la educación y en un aspecto más general, en nuestra actitud hacia todo.

Pero, la mayor revelación es que todos estos fenómenos están apuntalados por otra capa más profunda. Por eso no podemos solucionar esta crisis con legislaciones, acuerdos o reguladores suplementarios. La única forma de lograr que el sistema funcione correctamente es transformando las relaciones entre nosotros.

Para llevarlo a efecto, debemos reconocer nuestra responsabilidad mutua hacia todos y toda la humanidad, hacia nuestro planeta y toda la Naturaleza que nos rodea completamente nos tiene en su puño y está cerrándolo. Nos exige que empecemos a entender la necesidad de la responsabilidad mutua y a formular otra clase de contratos entre nosotros: además de las condiciones estipuladas en el papel, la firma del abogado, las multas y otras especificaciones, los contratos deben incluir nuestra disposición interior de ser honestos con el otro.  Esta es la conexión y  garantía mutuas y no pueden especificarse formalmente ni cumplirse secamente. Para que cualquier individuo cumpla verazmente cualquier acuerdo, tiene que corregir su egoísmo.

Hoy en día la gente realiza ganancias a expensas de los demás. Pero ahora, tenemos que crear algo enteramente nuevo. Por eso la solución a la crisis actual parece totalmente irreal: tenemos que ver la forma de sacar ganancias que no sean a costa del prójimo. ¿Cómo será eso posible? La única fórmula de éxito que conocemos es: si  tú  pierdes, yo gano. Así es como todos piensan hoy en día. Estamos seguros que es la única forma de sacar una ganancia. ¿Pero, existe otra manera?

Sí la hay, si tan sólo cada persona limita su ganancia material al nivel de sus necesidades básicas y contribuye el resto a la sociedad. Así es como todos podemos llegar a un punto en que nadie vivirá con necesidades. Además, cada persona recibirá compensación interna y espiritual bajo la forma del respeto y el aprecio de la sociedad, dependiendo del nivel de su contribución. Por lo tanto, también sentirá el beneficio personal de servir a la sociedad.

Por otra parte, dentro de la sociedad egoísta, la gente se despreocupa de este tipo de actitudes. Desprecia las muestras de agradecimiento y considera que el dinero es el estímulo  más poderoso.

Material relacionado:

El alza en los mercados bursátiles es una mentira rotunda
El período de intercambio egoista ha llegado a su fin
La Obligación
Lección 5. Congreso de Blackpool. 09-11-08. (01:31:30)
Lección 5. Congreso de Blackpool.  09-11-08 (01:31:30)

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta