¡Las diferencias y la separación no son sino ilusiones!

the2520condition2520of2520entering2520the2520upper2520Recibí una pregunta: Un hombre que sabe que el mundo entero es un sistema único puede empezar a corregirse. Pero, ¿qué ocurre con la gente que no lo sabe y continúan actuando incorrectamente dentro del sistema, perjudicando a los demás?

Mi respuesta: Tenemos que continuar esforzándonos por explicárselos y entre más entiendan lo que se necesita para actuar correctamente, mejor será para todos nosotros.

Usted tiene que ver al mundo como una parte de usted mismo que aún no está corregida y, por lo tanto, le parece que es externa. Sin embargo, si usted la corrige, usted se vinculará con ella y la sentirá como parte suya. Así es como se revela.

Si usted verdaderamente siente cuán profundamente depende de los demás, entonces, en ese mismo instante, descubrirá que todos ellos son parte de usted pero que están todavía fuera de su control. Son como sus propios hijos a quienes siente como una parte inseparable de usted, aunque sean desobedientes y no quieren estar con usted.

Así que usted revela que todas las almas, toda la humanidad son partes de su propia alma. Pero intencionalmente se le engaña haciéndole sentir que están apartadas de usted, que son extrañas. De otra forma, la corrección sería imposible. Si, para empezar, yo hubiera sentido que todo el mundo era parte de mi, no hubiera podido corregir nada. La sensación que tengo que son extraños, que existe una distancia que nos separa, es precisamente la razón por lo cual es tan sencillo para mi corregirlas. Si sintiera a esas partes como dentro de mí, sería terrible y muy difícil de lograr, no podría tocarlas.

Por eso el Creador los  “sacó” fuera de mi y me dio la oportunidad de relacionarme con ellos como extraños. Si deseo acercarlos a mí y recibir una buena influencia de su parte, eso significa que los estoy corrigiendo.  Esta ilusión de separación entre los extraños y yo sirve para mi corrección, pero en realidad, ello son partes mías inseparables.

Material relacionado:

Unidad, la Fuerza de Salvación
Toda la humanidad es el cuerpo de tu alma

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta