La unión de los opuestos es el trampolín para el ascenso espiritual

untitled.bmp9Todo lo nuevo en el mundo nace de una sensación de conflicto interior; de la imposibilidad de coexistencia de los opuestos dentro del mismo objeto. Tal sensación es insoportable y precisamente por eso, nos empuja hacia la solución del conflicto, del problema. El hombre es incapaz de soportar dos opuestos juntos.

Esto procede del estado anterior a la Primera Restricción, cuando la creación se sintió a sí misma como la que recibe del Creador y opuesta a Él. Por eso no podemos soportar cuando descubrimos la sensación de dos opuestos juntos.

Ahora la humanidad está a punto de descubrirlo y cuando esto suceda, será una conmoción, pues por un lado todos estamos unidos e interconectados y por el otro nos odiamos. En este momento nos veremos obligados a solucionar el problema.

El descubrimiento de la existencia de los opuestos acarrea por necesidad el principio de una acción transformadora como el trampolín que facilite el ascenso. Este sentimiento nos presiona con tal fuerza, que ya no tenemos otra solución sino salir inevitablemente de este estado.

Por lo tanto, entre más rápido se descubran, dentro de nosotros y en la sociedad,  las fuerzas opuestas que son el odio y la necesidad de la unión por el amor, más rápido estas fuerzas obligaran a la humanidad a resolver el problema.

Esta contradicción es la razón de todas las crisis que vivimos hoy. Y así descubriremos “la ventaja de la Luz sobre de la oscuridad”.

(Extracto de la lección diaria de Cabalá)

Material Relacionado:

Somos como una astilla de madera flotando en un mar tormentoso

Desde el punto del vacio hacia la perfección

En una familia todos dependen de todos los demas

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta