Pidan y se les concederá su deseo

laitman_2008-12-25_8018_wpPor un lado, está escrito: “No hay una sola brizna de hierba aquí abajo que no tenga un ángel que la agite y le diga: Crece”.

Es decir, todo desciende de Arriba. Por otro lado, sabemos que éste es el camino común del desarrollo de todo el mundo y se encuentra bajo el gobierno general de Arriba.

Pero cuando deseamos alcanzar la meta de la creación, entonces obedecemos al gobierno privado, en donde funciona otra regla: nuestro deseo, nuestra plegaria (MAN) desde abajo, que lo precede todo, y solamente entonces desde Arriba llega la respuesta: la corrección. Por eso, cada nuevo estado espiritual se produce en nosotros gracias al deseo que sentimos por éste.

Pero no dominamos las acciones: solamente pedimos, exigimos, deseamos que ocurra así. Y entonces la luz que viene desde Arriba, desde nuestro siguiente grado, realiza en nosotros este cambio: y nos elevamos a este grado siguiente.

Es necesario que lo comprendan que comiencen a sentirlo así y funcionará: en esto consiste todo el arte del trabajo espiritual. Todo nuestro trabajo consiste en investigar, aclarar, pedir; y si pedimos correctamente, entonces inmediatamente desde Arriba llega una acción de respuesta, efectuada por la Luz.

Por eso cada cambio empieza desde la persona. Pero el Creador lo realiza. La Luz se encuentra en reposo absoluto y espera hasta que demandemos los cambios.

Material relacionado:

Al transformase usted vera un mundo fulgurante lleno de luz
La luz hace que todo el mundo cambie su prespectiva
¿Por qué necesitamos al creador en el mundo espiritual y no en el mundo material?

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta