¿Quién serás tú, quien monta sobre el asno o el asno?

laitman_2008-12-25_8472_wp[1]El deseo (jómer) es un asno (jamór), que está controlado por el jinete (la intención). En tiempos pasados, los asnos eran utilizados para hacer girar la rueda del molino. Se le colgaba un saco lleno de grano en el hocico y el asno comía mientras caminaba en círculos haciendo girar esta rueda.

Sin el animal no tenía su alimento, no daba un solo paso. De igual forma, nuestra materia egoísta, no puede trabajar sin recibir una recompensa.

La intención, que controla  nuestro “asno” se llama “el hombre”. Él es quien monta sobre el asno y determina hacia dónde irá el animal.

El deseo no entiende de intenciones y gracias a esto podemos controlarlo. ¡Deja que tu deseo disfrute y solo añádele la intención! Por eso está escrito que entre más elevada es una persona, mayor es su deseo egoísta. Sin embargo, él sabe lo que tiene que hacer para que su deseo egoísta disfrute, domarlo, y poder cabalgar sobre él en dirección a la Meta correcta.

(Extracto de la lección sobre el Prefacio a la sabiduría de la Cabalá correspondiente al 2 de noviembre 2009)

Material Relacionado:

De la lección sobre “la sabiduría de la cabalá y su esencia”

Sea como un ladrón astuto que se roba a sí mismo

El libro del zohar- capítulo, “el conductor de asnos” parte I

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta