¿Cuál camino elegirás?

laitman_2009-05-28_0059_wEl Zohar: Salieron de la Tierra de Israel y bajaron a Babilonia, diciendo: “Aquí en este lugar nos quedaremos”.

Y subiremos a los cielos y vamos a luchar con el Creador para que no mande el diluvio al mundo, como lo hizo en el principio de los días.

Parsa bajo el Mundo de Atzilut es una corrección especial hecha deliberadamente para impedir que la Luz descendiera. Y por eso dijeron: “Subamos al firmamento cielo y luchemos con el Creador, para eliminar esta frontera y permitir que la Luz descienda.

Una persona gradualmente aprende y empieza a entender que tiene que luchar para alcanzar el otorgamiento pero no quiere quedarse “en la Tierra de Israel”, en donde todo lo que se hace es para el otorgamiento, ya que no puede percibir el provecho que sacaría de eso. A medida que nuevos deseos egoístas se revelan en su interior, abandona la Tierra de Israel y se muda a Babilonia que es una tierra de recepción.

Empieza a pensar que puede emplear la sabiduría de la Cabalá para sus propósitos egoístas, para su satisfacción personal. Quiere conquistar al Creador y lograr que Él le sirva en sus intenciones egoístas en lugar de que sea todo lo contrario, como en el cuento de los Hermanos Grimm sobre el pescador y su esposa.

Y empieza a buscar una hondonada, un sitio imperceptible en donde espera esconderse de la Fuerza Superior para evitar suprimir su egoísmo. Así, construye “una ciudad y una torre” (ZON de-Klipa) y vive en ella. Piensa que el Creador debe llenar sus deseos egoístas con la luz en lugar de llenar sus deseos puros, puesto que esto último requeriría que ascendiera y alcanzara el atributo de otorgamiento, Bina. Quiere el llenado para su egoísmo y discute con el Creador.

Cada uno de nosotros puede encontrar estas cualidades en su interior. Eso lo describe la Torá cuando se les dice a os constructores de la torre de Babel: “¡Suban a los cielos y luchen con el Creador!” “Luchar”, significa exigir del Creador la Luz, pedir la revelación mientras uno permanece en el estado egoísta actual: “¿Por qué todavía no se me ha revelado la Luz? El creador es injusto conmigo. He esperado tanto tiempo, entonces ¿por qué todavía no ha sucedido?”

A esto se refiere “construir una ciudad (Zeir Anpin de Klipa) y la Torre de Babel (Maljut de Klipa)” que nos ocurre en cada nivel. Y a cada vez hay que elegir entre seguir el camino de Abraham, el otorgamiento, o el camino que todo el mundo elige: el camino de Nimrod.

Existe una regla: “El todo es igual a cualquiera de sus partes”. Toda la Torá está presente en cada uno de nuestros estados hasta los más bajos y pequeños, incluyendo os estados que se llaman Noé, Babilonia, esclavitud en Egipto, errar en el desierto, la destrucción del Templo y todo el camino hasta el final de la corrección. Se repite una y otra vez en cada nivel.

Por eso es que cuando leo El Zóhar puedo encontrar todo dentro de mí, en cada estado que paso: el esclavo egipcio, el pueblo de Israel, el Sumo Sacerdote del Templo, el Faraón, Bilam y su burro, etc. Todos se encuentran en mi interior.

Nuestro papel es intentar Sólo imaginar y percibir estas metáforas como un niño que estudia el mundo que lo rodea. Lo más importante es no dejar de hacer el esfuerzo. No existe otro libro en el mundo ni otro medio para elevarnos a la espiritualidad.

(Extracto de la lección sobre El Libro Zohar, correspondiente al 16 de diciembre 2009.)


Material relacionado:

De la lección del Zohar, 17/12/2009

¿Rusia es realmente una Fuerza del Bien, como ellos creen?

Alcanzando la Realidad REAL

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta



Próximas Entradas: