entradas en '' categoría

El Zohar es un Reforzador Espiritual

connect[1]Pregunta: ¿Cómo puedo recibir ayuda de mis amigos y cómo puedo ayudarles yo durante la lectura de libro del Zohar?

Respuesta: ¡Recordando la garantía mutua! No tenemos nada más que la garantía mutua. Dependo de los demás y todos dependen de mí. Todos dependen de mí, porque dependo de ellos. Es un círculo.Yo les garantizo a ellos -y ellos me garantizan a mí- la fuerza del desarrollo espiritual. Sin eso, estamos muertos.

Empecemos con lo que tenemos: una pequeña fuerza de garantía mutua, y el Zohar desarrollará esa fuerza, la aumentará, como un reforzador. Por lo tanto, cada vez debemos intentar aumentar aun más esta fuerza de  garantía mutua.

(Extracto de la lección sobre, El libro del Zohar correspondiente al 04 de enero2010.)

Material Relacionado:

No puedes lograr nada solo

La Maljut del Mundo de Atzilút, en Verdad, Soy Yo

corazónPregunta: El Zohar me produce poderosas experiencias interiores, abriendo ante mí una imagen completa. Pero en cuanto intento pensar en la unión de todas las almas, enseguida todo desaparece y ya no soy capaz de mantener mi atención en lo leído. ¿Qué tengo que hacer?

Respuesta: Imagina que, en tu camino hacia el Creador, estás pasando por un filtro, un mecanismo que se llama ‘la reunión de todas las almas’: Maljut del mundo Atzilút. De otra forma, no podrás unirte con el Creador, con Zeir Anpin. Si no pasas por este sistema de almas, refiriéndose en verdad a todas las almas que fueron creadas y después se rompieron, y que se encuentran ahora en Maljut del mundo del Infinito en su forma no corregida.

Si quieres alcanzar Zeir Anpin, el Creador, entonces debes pasar por dicho filtro, a través de todo este mecanismo denominado la reunión de las almas de Israel, que es la unión de todas las almas “que aspiran directamente al Creador”. Y además debes tener el deseo de unirlas; de ser la misma Maljut del mundo de Atzilut que se une con Zeir Anpin.

No existes si no puedes conectar a todas las almas en tu interior; a menos que logres percibir que el mundo entero está dentro de ti y cómo tu llevas todo ello hacia el Creador con objeto de que todas las almas logren la adhesión con Él. Tal es la imagen que debes llevar dentro de tí.

No existes dentro de Maljut a menos de que desees en verdad conectarte con las otras almas. Maljut no es el deseo de satisfacción, sino el deseo de conexión con otras almas que por ahora se siente tan lejanas y separadas de mí. No obstante, entre más logro percibir esas almas, a pesar de todo, más aun quiero unirme a ellas, y más real es mi existencia en Maljut.

¡Maljut del mundo de Atzilut es la consecuencia de tus esfuerzos por conectarte con las otras almas; es nuestro deseo común! Cuando aceptaron la Torá, toda la gente tuvo que unirse como “un hombre con un solo corazón”, para poder unirse al Creador. Dicho punto central, común y compartido entre nosotros, aquel en el que nos unimos todos con el Creador, se llama Maljut del mundo de Atzilút. De otra forma, ni siquiera existes.

(Extrato de la lección sobre, el libro Zohar, 03.01.2009)

Material Relacionado:

El hombre es lo único en la realidad que necesita corrección

El lenguaje es la unión de la luz y el deseo

¡Este Libro Funciona, Aun Cuando Estés Lavando Trastes!

prophet_thumb[1]La lectura del Zohar por si misma nos llevará a la percepción y a la petición corrrecta. ¿Cómo es eso posible?

Por un lado, decimos que si no me dirijo exactamente a la fuente de la Luz, si no entro en ese rayo de luz y me uno con todos los demás para conseguir el deseo común, entonces no seremos exitosos. Y ello es correcto, porque  tal es la condición. Pero, por otro lado, mientras estudiamos y realizamos grandes esfuerzos, y transitamos por diversos estados, mientras tanto la Luz actúa y trabaja sobre nosotros.

Podemos acelerar el tiempo, “santificarlo”, como es lo deseable. No obstante, en cualquier caso y en cualquier estado, incluso un ama de casa que se dedica a sus labores domésticas o está lavando los platos (en Hebreo, los platos son llamados también kelim) mientras escucha nuestro canal de TV o la transmisión del Zohar por Internet, también está atendiendo sus kelim espirituales.

Así trabaja este libro. ¡Sólo hace falta paciencia, nada más!

(Extracto de la lección sobre, el Libro del Zohar, 03.01.2010)

Material Relacionado:

Sin esfuerzos no podras pasar el majsom

El zohar cobra vida en mi