El ascensor espiritual

img_5652_100¿Cómo funciona el “ascensor espiritual”, este extraordinario elevador espiritual? Estamos conectados de tal manera para que cada uno pueda ayudar al otro. Por eso cada uno con su mitad superior está dentro del superior, y con su mitad inferior está en el inferior.

Resulta que siempre estoy conectado con el superior: la parte superior de mi Partzuf espiritual (Galgalta ve Eynaim) entra dentro de la parte baja del nivel superior (AJAP). Dentro de este AJAP del Superior siento la oscuridad, porque él es más otorgante que yo. Y para mí un otorgamiento más grande significa la oscuridad, porque no quiero este otorgamiento.

Pero, si supero mi egoísmo y hago de mí un “pequeño”, GE, sólo los Kelim del otorgamiento, si deseo adherirme al superior, independientemente de lo que pasa en él, anulando mi ego, AJaP, el deseo egoísta y no quiero sentirlo, como si éste no existiera, entonces me uno con el superior en un todo único.

Mi GE (Keter, Jojma) y AJAP del superior (Bina, Zeir Anpin y Maljut) juntos forman un Partzuf único, con 10 Sefirot completos (Gadlut de min haAlef).

EL ASCENSOR ESPIRITUAL

Pero, el superior, a su vez, está en la misma conexión con su superior, y de este modo todos nosotros nos unimos y actuamos como un uno y único cuerpo. Estamos unidos en una cadena, en donde cada unidad de la cadena entra en la otra, y existe una parte común entre ellas.

La diferencia entre nosotros y una cadena es solamente que entre unidades de nuestra cadena de las almas no hay partes libres: siempre mi parte superior está conectada con el nivel superior, y mi parte inferior está conectada con el nivel inferior, no hay nada en mí que esté libre de la conexión con el superior, o con el inferior. ¡Siempre estoy conectado con todos y precisamente en esto está toda mi esencia!

En esta conexión esta nuestra salvación, siempre podemos usarla. Por eso en cualquier estado, ya sea que me sienta mal o bien, inmediatamente hay que pedir ayuda a las personas que están al lado, que convergen hacia la misma meta. Si me uno con ellos, entonces puedo tomar toda su fuerza. ¡Para esto tengo todas las posibilidades, porque estoy unido con ellos y sólo debo despertar esta conexión!

Si uno ha entrado en este estado en que no entiende y no siente nada, siente apatía, oscuridad, tiene mal humor, esto significa que no está actuando con toda su fuerza. Esto depende solamente de él, porque todo lo que necesita ya está preparado.

(Extracto de la lección nocturna sobre, El libro del Zóhar correspondiente al 25 de febrero 2010)

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta



Entradas Previas:

Próximas Entradas: