Todo lo que tenemos que hacer es revelar el deseo

32_100_wp[1]Simplemente leyendo El Zóhar, gradualmente empezamos a entenderlo. Este libro no está estructurado a base de explicaciones, sino más bien en base a la lectura misma, es decir, los procesos en que empezamos a tener una clara sensación del Mundo Superior.

Ima Ilaa (la Madre Superior de todos nosotros) se llama Bina. Ella nos ilumina con la Luz Circundante. Igual a los niños pequeños que con los ojos y la boca bien abiertos, debemos convocarla con la intención correcta: llegar a ser como un hombre con el deseo de alcanzar el atributo de otorgamiento revelándolo en nuestro interior. 

Esto es suficiente. Todo lo que está escrito en el libro gradualmente nos será revelado. ¿Qué significa “gradualmente”? Quiere decir en la misma forma que aprenden los niños. No conocen las palabras, no entienden lo que está ocurriendo, y debido a su deseo de saber, sucede que “esto” o “aquello” se les revela y entonces empiezan a entender algo. Así es como ellos descubren el mundo.

Este es la forma natural y normal de abordarlo. El Mundo Superior se nos revela de la misma forma. Si recordamos cómo crecimos y descubrimos este mundo, entenderemos cómo debemos avanzar en la espiritualidad. Entonces no tendremos quejas. Nos estaremos desarrollando exactamente de la misma manera; nada ha cambiado.

Posteriormente, es más fácil entender que no se necesita ser muy “inteligente”. Todo lo que tenemos que hacer es revelar el deseo por alcanzar el Mundo Superior y amoldarse a él un poco.

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta



Entradas Previas: