El encuentro con el Creador sobre el puente del amor

laitman_2008-12-25_8420_w[1]Pregunta: ¿Cómo puedo otorgar a otras personas si debo sentir sus deseos como propios? ¿Significa que me estoy otorgando a mí mismo?

Respuesta: No, de todos modos les sentiré “como” míos, pero la diferencia entre ellos y yo permanecerá. ¡Se quedará el odio y por encima de él edificaré el puente del amor!

Dentro hay un deseo hacia mí y contra ellos. Por encima de este deseo hay una pantalla (la Luz Reflejada), es decir, hay el deseo de llenarles a ellos, en lugar de a mí. Y cuando llene estos deseos, lo haré con la intención de otorgar.

La sensación de mí mismo y de ellos delante de mí y, también, sus deseos como los míos, todo esto se convierte en el Partzuf espiritual de mi alma. Todos los deseos que estaban fuera de mí, ahora entran en el “cuerpo” de mi alma, porque los lleno para el otorgamiento.

Sólo estos son los que puedo llenar. ¡Yo participo en esto como el que llena, como la cabeza, “Rosh de Partzuf”! Y todo mi cuerpo son deseos ajenos.

Dibujo.jpg SEGUNDO 27.04.10

Si dibujo el Partzuf espiritual, vemos que su cabeza es el yo original y el cuerpo son los deseos de otras personas. ¿Pero de todas formas, a quién puedo llenar para otorgar? ¿A mí mismo?

Atraigo la Luz para otorgar a los demás a través de mi mismo. Es decir, soy la cabeza que decide hacerlo. Y cuando les lleno me convierto en el Creador, respecto a ellos.

¡Por eso siento, cómo el Creador se revela dentro de este cuerpo del alma, es decir, en sus deseos que se hicieron como míos! ¡Este Creador soy yo! Esto significa que yo me uno con el Creador.

Porque estos deseos pertenecen a otras personas, pero yo les lleno. ¡El resultado es que me hago semejante al Creador!

De este mismo modo está organizado el Partzuf espiritual: en la cabeza están sus pensamientos, sus deseos, sus decisiones de como hay que actuar, pero en el cuerpo están los deseos de otras personas, los cuales se han convertido para él como los suyos propios (amarás a tu prójimo como a ti mismo). Por eso él siente su mundo nuevo y la unión con el Creador en este cuerpo. 

(Extracto de la lección según el artículo Matan Torá (La entrega de la Torá) de Baal HaSulam, correspondiente al 27 de abril 2010).

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta



Próximas Entradas: