Los cambios reales o un maquillaje

laitman_2008-12-30_8792_w[1]Pregunta: ¿Cómo puedo cumplir los deseos de alguien, si a toda la gente, en su naturaleza, le gustan cosas diferentes?

Respuesta: Se trata de tal actitud interna hacia otra persona, equivalente a la misma preocupación que tenías antes por ti mismo.

Exige que la Luz Superior haga que tu amigo sea tan importante para ti, como antes lo fuiste para ti mismo, de forma egoísta.

No hay que hacer nada artificialmente. Dejemos todo el trabajo a la Luz Superior. Ella hace las correcciones.

¡Nosotros sólo podemos estropearlo todo! No tenemos las fuerzas ni el entendimiento que permiten hacerlo. Y si lo intentásemos, sería sólo un cambio externo y artificial, no una corrección.

Rabash nos da un ejemplo en la parábola sobre los gatos, los cuales intentaban convertir en unos camareros solemnes y serios, para demostrar que es posible cambiar la naturaleza.

Pero cuando los gatos vieron a los ratones que se escapaban, entonces, dejaron sus bandejas y salieron disparados a correr tras ellos.

Del mismo modo, hacemos bonitos cambios externos, hasta el momento en que explotemos y nos dispongamos a dar puñetazos el uno al otro.

Estos no son los “cambios” sobre los que habla la ciencia de la Cabalá.

(Extracto de la lección según el artículo Matan Torá (La entrega de la Torá) de Baal HaSulam, correspondiente al 27 de abril 2010).

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta