El misterio del acto de la Creación

laitman_2010-02-02_2054Pregunta: ¿Qué tiene de especial el esfuerzo como para poder cambiar al hombre?

Respuesta: El esfuerzo no se toma en cuenta en los deseos en sí, sino en nuestra aspiración por aclarar la diferencia entre la Luz y nosotros; entre el Creador y la creación.


Todo el esfuerzo está dirigido hacia aquel punto de la creación donde se revela la diferencia entre “el existente” (Yesh mi Yesh) y “algo surgido de la nada” (Yesh mi Ain).


Nos pasamos todo el tiempo aclarando esta desunión que surgió inicialmente entre el Creador y la creación. Por eso, el esfuerzo sólo está dirigido a esclarecer quién es Él y quién soy yo.


Es la esencia interna del proceso en cuestión y, observo que se plasma en las cosas más sensibles para mí, tales como: la recepción de la Luz, el ascenso por los escalones y, una sensación nueva consistente en la expresión de una forma más externa, relativa a mi deseo.


Sin embargo, dentro solamente actúa este punto que marca la diferencia cualitativa entre el Creador y la creación; el mismo acto da la Creación, la cual viene a ser la única acción hecha por el Creador.


Es el misterio superior: cómo del “existente” (Yesh) fue creado “algo de la nada” (Yesh mi Ain).

(Extracto de la lección sobre el artículo Prefacio al libro del Zóhar, correspondiente al 10 de marzo 2010).

Material relacionado:

El intermediario entre el Creador y la creación

El alma es la unidad entre la oscuridad y la Luz

Del punto del vacío a la perfección

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta