Ver y oír el sistema superior

thumbs_Laitman_032_03Las personas no saben lo que es el estado de Lishma y con frecuencia emplean esta palabra para etiquetar enteramente estados no espirituales. No comprenden que alcanzar Lishma significa un trabajo enorme, que es imposible sin el estudio de la Cabalá, el grupo y obedecer las reglas de ascensión que explican los cabalistas.

De hecho, Lishma significa que la persona se eleva por encima de su egoísmo y se encuentra totalmente en otorgamiento. En el atributo de otorgamiento, el hombre ve el mundo espiritual, y en este mundo existe sólo para la espiritualidad. Se identifica con toda su alma, pero el cuerpo aún necesita estar saludable para vivir en ambos mundos. El alma no puede realmente avanzar si su otra mitad, el cuerpo, no existe en este mundo. El alma necesita el cuerpo hasta el último peldaño.

Las personas no entienden que para alcanzar la cualidad de otorgamiento, es decir,  Lishma, uno tiene que atraer la Luz que nos vuelve a la fuente del otorgamiento, a la equivalencia con el Creador. Más adelante, una persona es llamada “ángel”, es decir, que abiertamente recibe las órdenes del Creador y las sigue al pie de la letra. Ya sea que “oye” o “ve” al Creador. Descubre el sistema superior, su relación con el Creador a la Luz de Jassadim y hasta incluso de Jojmá. Este alcance no tiene nada que ver con la cualidad y la cantidad de conocimiento, sólo en la medida del alcance de la cualidad de otorgamiento y amor.

(Extracto de la tercera parte de la lección diaria de Cabalá, del 1 de junio 2010,  Introducción al estudio de la diez Sefirot, punto 122)

Material Relacionado:

Donde esta el interruptor para encender la luz

Tomando ejemplo del creador

Moldear la vision del mundo hacia el otorgamiento

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta