El sistema del universo

Nosotros “descendemos” desde el Mundo de Infinito hasta este mundo, de la propiedad de otorgamiento a la propiedad de recepción. Al descender, la propiedad de otorgamiento en nosotros está decreciendo y de acuerdo a esto, la satisfacción (la Luz, la sensación del Creador) dentro de nosotros está disminuyendo también. Esto continúa hasta que llegamos al estado de “nuestro mundo”, donde todas los rastros de la luz y de la vasija espiritual (el deseo de otorgar) desaparecen totalmente y nos encontramos completamente separados de la espiritualidad.

Por encima de nuestro mundo, en los mundos de Beriá, Yetzirá, y Asiyá, existen las almas rotas, es decir, las almas que sienten su egoísmo. Necesitamos “entrar” ahí desde nuestro mundo, es decir revelar que nuestras almas están rotas y desconectadas. Más adelante, tenemos que pasar la frontera que separa los mundos de BYA desde el Mundo de Atzilut (Parsa), es decir, satisfacer el requerimiento de unirse al proceso de corrección: desear alcanzar el amor y la completa unificación.

Al hacer eso despertamos nuestras almas rotas de manera que se incluyan en Maljut del Mundo de Atzilut que de principio es simplemente un punto que existe en el Jazé (pecho) de Zeir Anpin. Por encima de Zeir Anpin, está GaR del Mundo de Atzilut: Atik, Arij Anpin, Aba ve Ima, y YeSHSuT. Encima de este, encontramos la próxima frontera: Tabur de Galgalta, el Mundo de Adam Kadmon, y el Mundo de Infinito.

En nuestro mundo, nuestras almas son puntos. Así es como una persona percibe su estado espiritual llamado “este mundo.” Más tarde, al atraer sobre sí la Luz que lo desarrolla, una persona alcanza la sensación de sí mismo en los mundos de BYA, es decir, la sensación de los deseos rotos, egoístas (los estados del exilio Egipcio).

De ahí, necesitamos ascender hacia la Luz, es decir por encima del Parsá porque es imposible llevar a cabo la corrección en los mundos de BYA, donde no hay Luz de corrección sino más bien, la Luz que expone el mal. Los Mundos de BYA (un lugar, un estado, una sensación) están destinados a la realización del mal, de las almas rotas, de manera que revelemos cuán malos somos y cuán fuerte es el puño de la inclinación malvada. Entonces, a la medida de esta revelación, seremos capaces de ascender hacia arriba y conectar con Maljut del Mundo de Atzilut.

La inclusión en Maljut del Mundo de Atzilut es llamado elevar el MaN, nuestra plegaria. Maljut del Mundo de Atzilut pasa nuestra plegaria a Zeir Anpin del Mundo de Atzilut, y, como resultado, ZoN eleva el MaN a Biná del Mundo de Atzilut. Entonces la Luz (la Luz Reflejada o la Luz de AB-SAG) viene de Arriba, corrige la conexión en ZoN, y las llena (ZoN).

Es decir, sólo necesitamos elevar Maljut del Mundo de Atzilut, Shejiná, que está ahora en el exilio. Todo lo que existe en los Mundos de BYA son partes de esta Maljut, Shejiná, y necesitamos elevar nuestros deseos hasta ahí. Maljut del Mundo de Atzilut es la “Asamblea de las almas de Israel” (Israel-aquellos que aspiran “directo al Creador”), es decir, la conexión de los deseos rotos.

Tanto como seamos capaces de conectarnos, nos incluimos en Maljut del Mundo de Atzilut. Por seguro, no podemos lograrlo nosotros mismos; sólo podemos pedir.

Maljut pasa nuestra petición acerca de unirnos a Zeir Anpin, y en esta justa medida revela que ella quiere conectarse con Él. Mientras tanto, ZA tiene que recibir el deseo de conectarse con Maljut desde Biná. Y entonces ambas, ZA y Maljut (ZoN) se elevan, cada una con su propio deseo, a Ima (Biná), que los une.

Más adelante, ZA desciende a su lugar, da a luz a Maljut, y la conecta consigo. Al grado que ZoN está conectado, las almas que existen en ellas participan en esta conexión y son llenadas con ello. Eso es porque el cuerpo de Maljut está compuesto de esas almas.

(De la tercera parte de la lección diaria de Cabalá del 12 de septiembre 2010, sobre Talmud Eser Sefirot.)

Material relacionado:

Exige la capacidad de sentir
Podemos cambiar el universo entero
En cada grano se oculta la infinidad

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta



Próximas Entradas: