Encuentro con el Diablo

No modificamos nada en nuestro sendero espiritual; los estados pasan como corresponde y todo el mal debe revelarse. Tenemos que sentir todos los 613 (Taryag) de nuestros deseos, bajo la forma de errores (Shgagot) y transgresiones desfavorables (Zdonot). Está escrito, “Una persona no puede cumplir con un mandamiento sin antes romperlo”, y “No existe un hombre justo que haga el bien sin antes haber pecado”.

Tenemos que atravesar por la sensación del Infierno en todas sus manifestaciones. La pregunta es ¿cómo ingresamos en estas sensaciones: con qué preparación? Si nos preparamos con la garantía mutua, la intención correcta y el apoyo de los amigos (el Kli) y la Luz que revelamos en nuestra conexión, entonces podremos pasar los descensos más difíciles rápida y fácilmente, estando en contacto con ellos por tan sólo un momento.

Este breve “encuentro con el Diablo” es suficiente para que la persona tome el rompimiento desde allí y se eleve a la corrección. Sin embargo, tenemos que corregir todos los rompimientos en los 613 deseos.

(De la primera parte de la lección diaria de Cabalá del 16 de septiembre 2010, Cuál es el asunto de los sufrimientos en el trabajo.)

Material Relacionado:

El sacrificio es un medio para acercarse al creador

Las posibilidades de nuestro desarrollo. guerra o una transición pacífica

La unión eterna de lo particular y lo general

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta



Entradas Previas: