Para vivir y sólo disfrutar

Todo lo que nos parece tan seguro en este mundo es como la cuna para un niño pequeño. Pero hay que salir de ella y comprobar si es realmente tan segura. Y lo más importante, hay que salir de la influencia del entorno.

Si el hombre entra en el llamado “alojamiento temporal”, o sea que construye un entorno nuevo para ser independiente y ver el mundo desde lejos, como desde el espacio, entonces cada vez más se acerca hacia la Luz.

Lo importante es, sin anular nada en “esta vida”, descubrir “el mundo del otro lado” (del lado opuesto al egoísmo). Seriamente evaluar este mundo como temporal y añadirle un mundo permanente, gracias a la conexión con el Creador.

Este mundo se nos ha entregado sólo para valorar el mundo del Creador. Para disfrutar en este mundo y en el mundo por venir debemos asimilar desde ahora el mundo superior. Esto se alcanza al transformar la importancia de la recepción y preferir el otorgamiento: los desechos por lo más importante, lo temporal por lo eterno, mudarlos de sitio y descubrir la armonía y la perfección.

 (Extracto de la lección sobre la carta de Baal HaSulam correspondiente al 22 de septiembre 2010.)

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta



Entradas Previas: