¡Ahora hazlo tú mismo!

Durante un descenso, un estado de oscuridad, desesperanza, y separación del Creador, lo más importante es tratar de combinar todos los medios correctamente. En un descenso una persona tiene que construir todo justo como le sucedió durante un ascenso, cuando el Creador le dio un ejemplo claro. Entonces ellos dos serán iguales.

El Creador le da a una persona entendimiento, sensación, cercanía, adhesión, el estado de ánimo correcto, confianza, fe, la habilidad de otorgar, el impulso, y la voluntad de otorgar. Cuando una persona siente todo esto durante un ascenso, debe revisar muy bien sus sensaciones de manera que no sólo disfrute, sino que además lleve a cabo un análisis constante de la situación.

Hoy este estado vino del Creador como un ejemplo, y más tarde, en un descenso, una persona tendrá que entender que el Creador lo ha dejado, similar a como un adulto deja a un niño para que el niño haga algo por su cuenta. Es momento para que el pequeño recree lo que vió.
Así es como aprendemos a guardar el pacto que asumimos durante un ascenso. Ahora, en un descenso, entendemos que es por nuestro bien. Este estado nos permitirá crear las condiciones de ser independientes de nuestras sensaciones y así revelaremos todos los medios para venir a la Luz. Sólo necesitamos hacer nuestros propios esfuerzos.

Nunca lo logramos sin la ayuda del Creador, pero actuamos independientemente porque nosotros mismos usamos todos los medios que Él nos ha dado. Así es como la creación se hace igual al Creador. 

(24925 – De la primera parte de la lección diaria de Cabalá del 26 de octubre 2010 – Todo Israel tiene una porción en el mundo por venir.)

Material Relacionado:

El primer grado de mi alma

Igualar los descensos con los ascensos

Preservar el espiritu de la vida

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta



Entradas Previas:

Próximas Entradas: