Querer no es suficiente

Pregunta: ¿Qué significa pedirle a la Luz la corrección, recurrir a  la Luz?

Respuesta: Necesitamos entender que la real corrección no depende de nosotros. Somos el deseo por placer, y si somos capaces de algo, es sólo de evocar la acción de Arriba.

Nuestro trabajo por entero es la elevación del MAN, la petición por la corrección, pero el Creador hace todo el trabajo. Es por esto que nuestro camino es llamado “el trabajo del Creador.” Aplicamos esfuerzos en el grupo y estudiando sólo para convencernos unos a otros de la necesidad de desarrollar una sola aspiración descrita como: “Israel, la Torá, y el Creador son uno.”

No debemos olvidar ni por un segundo que debemos pedir la corrección. Todo es dado sólo a través de una plegaria, una petición, el descubrimiento de la necesidad. No quiero sólo algo abstracto: quiero corregir los Kelim (vasijas), quiero ser como Tú, quiero ser grande.

Un niño ve aquellos que son mayores e instintivamente quiere crecer. Así que yo también quiero lo mismo, pero no sólo lo quiero, lo exijo. Después de todo, la fuerza de desarrollo viene del Creador. No creceremos si no le pedimos ayuda a Él.

El problema es que nos consideramos verdaderos participantes. Pensamos que podemos hacer que las cosas sucedan por nuestra cuenta. Pero en realidad, nada depende de nosotros excepto la revelación del deseo.

¿Así que cómo  lo revelo? A través de unirme con otros. Ellos tampoco tienen la fortaleza, pero tienen deseos, y esto es todo lo que necesito.

El deseo que recibo de mis amigos es mucho más grande del que tenía inicialmente. Imbuido con este deseo, me esfuerzo por unirme con ellos, y no tengo éxito. Ahora finalmente puedo acudir al Creador.

A través de nuestra acción colectiva en la Convención, hemos descubierto que somos incapaces de unirnos. Nunca antes había sido tan claro. Un muro apareció claramente ante nosotros, y nuestros esfuerzos se quebraron contra este. Ahora todo lo que necesitamos hacer es recurrir al poder de la Luz para que rompa este muro. Y realmente podemos pedírselo.

Debemos exigir la corrección al estudiar, especialmente mientras leemos El Zohar. Puedes pedir y recibir una respuesta justo ahora, justo en este momento.

Tu ego se interpone; te has inmovilizado como una roca: “¿A quién más puedo pedirle? No veo un Creador por aquí.” Eso es cierto, así que exígele que se revele y te aclare a quién y qué pedir”.

Somos egoístas y no romperemos el Majsom por nuestra cuenta. Cuando el egoísmo se vuelve una barrera irrompible, le pedimos al Creador la fortaleza para elevarnos sobre esta.

(26672 – De la primera parte de la lección diaria de Cabalá del 16 de noviembre 2010, – El Zohar)

 

Material relacionado:

¿Cómo comunicarse con el Cielo?

¡Quiero Cruzar el Majsom!

Ascendiendo al primer nivel

 

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta



Próximas Entradas: