Cómo renunciar realmente al egoísmo

Pregunta: ¿Qué significa anularse a sí mismo ante el grupo? ¿No es auto-anulación renunciar al egoísmo?

Respuesta: La auto-anulación no es la cancelación del egoísmo. Yo “me anulo” ante mi gerente que me dice qué hacer, ante la policía, e incluso ante mis propios hijos. Cuando mis niños demandan algo, yo anulo mi deseo de descansar y cuido de sus deseos.

En realidad, no estoy anulando nada. Yo simplemente negocio entre un problema u el otro. Yo prefiero una cosa a otra, apoyándome en el egoísmo sano. Esto no es libertad de elección.

Cuando yo entiendo que debo cancelarme a mí mismo ante el grupo puesto que voy a alcanzar más en él, no es auto-anulación. Este es un buen cálculo egoísta. La verdadera auto-anulación ocurre cuando sé que, egoístamente, no necesito esto. Después de haberme revisado completamente a mí mismo, no encuentro ningún beneficio en esto, y, aún así, me elevo por encima de mi razón y sentimiento.

Estamos llegando gradualmente a esto. Y todo lo demás se lleva a cabo “dentro de la razón”. Elijo al grupo porque para mí es mejor estar en él que en el exterior. Mucha gente va a los diferentes clubes según sus intereses, puesto que vale la pena. La religión también está basada en beneficio personal.

Sin embargo, la sabiduría de la Cabalá está basada en principios que son opuestos al egoísmo. Aquí, no elegimos algo que nos beneficia. Aunque en un principio nos parece que nos esforzamos hacia el mal menor e incluso hacia la bondad, la cual es definida como eternidad y perfección, aún así, en el camino, ascendemos por encima del egoísmo. Entonces, uno debe rechazarse a sí mismo y unirse al deseo del grupo.

Al igual que una brigada de comandos, nosotros llevamos a cabo desinteresadamente la tarea común para alcanzar algo. Al principio, actuamos sólo egoístamente, pero con el tiempo, uno se da cuenta que debe rechazarse porque la fuerza común, la unidad común, es preferible a cualquier éxito personal.

(24792 – De la 1º parte de la lección diaria de Cabalá del 25 Octubre 2010, “Muéstrame Tú honor”)

Material Relacionado:

La nueva fórmula del éxito

¿A quién podemos llamar una criatura?

El cambio de paradigma

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta



Entradas Previas:

Próximas Entradas: