El modelo absoluto del progreso

Pregunta: ¿Ayudaría en nuestro desarrollo espiritual saber exactamente dónde estamos en la escala de los niveles inanimado, vegetativo, animado y humano? ¿De qué depende nuestro progreso? ¿Qué instrumentos podrían ayudarnos a determinar dónde estamos? ¿Y cómo podemos cambiar?

Respuesta: Todo esto está determinado por el momento en el que una persona llega al grupo. Él puede comenzar a evaluarse a sí mismo sólo en relación con el entorno: ¿Cuánto anhela a sus amigos, al deseo común de otorgamiento, a sentir a todos como un deseo?

Este deseo común es el alma que fue creada. Y si lo alcanzamos como un todo, entonces en ello sentiremos el atributo de otorgamiento, al Creador. Fue precisamente para habilitar la medida, el alcance y el control sobre nuestro estado que el alma común, la creación, y el deseo, fue dividido en una multitud infinita de las partes. Cada parte del deseo, cada persona, recibió la oportunidad de imaginar las otras partes como una unidad, dependiendo de su aspiración a este estado.

Si esta persona o parte comienza a trabajar para unirse con todas las otras partes, viéndolas como perfectas y recibiendo de ellas la correcta aspiración hacia adelante, la motivación, la importancia y el valor del desarrollo espiritual, entonces ella gana habilidades absolutamente claras para medir su estado y para recibir ayuda de afuera.

(33130 – De la lección en Moscú del 14 de Enero del 2011, El Zohar)

Material Relacionado:

Una plegaria por la sociedad

Hay un depósito a tu nombre que te está esperando

El constructor de tu alma: “hazlo tu mismo”

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta



Próximas Entradas: