Los mundos paralelos están entre nosotros

Pregunta: ¿Cómo podemos incrementar la demanda por la unidad aún más?

Respuesta: Una persona nunca hace nada a menos que provenga de un sentimiento de necesidad. Tú tiene que preguntarte y tener claramente la siguiente imagen ante tus ojos, “¿Dónde revelamos el Mundo Superior? ¿Cuándo lo revelamos? ¿En qué lo revelamos? ¿Qué es el Creador? “

Si respondes estas preguntas, entonces llegarás al hecho de que la conexión interna entre nosotros es el alma única en la que el Creador se revela, y Él es la fuerza común de la naturaleza que ya está trayéndonos ahora a todos juntos, empujándonos a unirnos, mientras nos oponen a esto.

Todas las personas en el mundo se sienten así. Mira la dependencia que existe en las cosas que están sucediendo en el mundo, y los acontecimientos impredecibles y repentinos en la naturaleza. Todo esto es para forzarnos a pensar en ello, para acercarnos el uno al otro, y responder a la pregunta, “¿Qué tenemos que hacer?”

Cada vez más personas en el mundo se preguntan: “¿Por qué sucede esto?” Y eventualmente este “¿Por qué?” nos llevará a la respuesta correcta: Que no somos similares a la naturaleza y somos, de hecho, opuestos a ella.

Si lo sentimos, si describimos esta imagen clara de nosotros mismos y esta constantemente nos confronta, si hablamos de ella, haciendo discernimientos cada vez más exigentes de sus aspectos, detalles y dependencias, entonces, poco a poco nos convertiremos en parte de ella y vivirá dentro de nosotros. Demandémoslo para que sea realizado dentro de nosotros.

Esta es la aspiración para esto que sea realizado dentro de ti, para que esta conexión interna, entre todos nosotros se haga realidad. Esta es la revelación del alma común.

Cuando una persona comienza a sentir esta necesidad, su aspiración es llamada “MAN” y ella evoca la Luz que Reforma (Ohr Makíf).

Sin embargo, si no podemos describir correctamente el sistema del universo como uno, como un esquema único, cerrado, integral en el cual somos todos pequeños elementos, como pequeñas ruedas totalmente interconectadas, si este hecho no te es muy claro, entonces, por supuesto, el asunto de la unidad parece puramente teórico y suena enteramente tonto, como un lema de los boy scout.

Tiene que ser sentido como una necesidad. De lo contrario, no alcanzamos la meta. Y todo será en vano.

Simplemente tenemos que ver esta imagen en el mundo de hoy porque el mundo no cambia. Cuando pensamos en el Mundo Superior, ¡creemos que está separado de este mundo, pero no lo está! Más bien, es una parte más interna de este, el lugar donde todos estamos unidos. Es como varias pantallas en un computador donde, en la primera pantalla estamos desconectados y vemos nuestro mundo. En una pantalla más interna ya vemos nuestra unidad con los demás, y así sucesivamente, mientras revelamos pantallas cada vez más internas.

Por lo tanto, ahora debemos imaginar ya que todo depende de cómo nos relacionamos con el mundo. Si realmente imaginamos esta imagen y deseamos pasar de la primera pantalla a la segunda, entonces estamos elevando MAN. Esta es la aspiración y el progreso hacia adelante. Este ya es el movimiento en respuesta que evoca una iluminación de la segunda pantalla sobre mí, que me atrae y me corrige. Así es como funciona.

(32905 – De la charla en la comida en Moscú del 1/14/11)

Material Relacionado:
La inclinación al mal y la semilla de un alma
¿Somos personas libres o sólo engranajes en una máquina?
El nacimiento de la intención o MAN

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta