Lleva tu odio hacia la Luz

Pregunta: ¿Cómo puedo acelerar la revelación del deseo roto entre los amigos y yo?

Respuesta: Nosotros pasamos por estados donde siempre se nos envía un despertar del mal. La pregunta es: ¿Cómo acepto yo ese mal? ¿Lo percibo como una molestia? ¿Por qué descubro yo que odio a los demás? ¿Por qué los conflictos entre nosotros siguen apareciendo?

Si tú te rindes ante el odio y no quieres ver a los demás, entonces vete a casa, para de reunirte, y no establezcas tus esfuerzos en el trabajo espiritual. Este trabajo yace precisamente en revelar el mal, el odio (Siná),  todo el camino hasta el Monte Sinai. Tenemos que saber que este es el camino: Estamos revelando la destrucción, el rompimiento.

Y no importa cuán grande es la medida en que sea revelado, nosotros no lo corregimos artificialmente. Nosotros no sostenemos fiestas de fraternidad con ruidosos brindis y abundantes comidas, y no nos “reconciliamos” como si fuéramos niños en preescolar.  Más bien, queremos corregir el mal a través del estudio, a través de la Luz que Reforma. Con la comprensión de que en el nivel externo hay odio y repulsión entre nosotros, no lo cubrimos ni tratamos de suavizarlo. Nosotros queremos que la Luz venga y cambie este odio y repulsión y lo convierta en conexión, todo el camino hacia el amor.

No importa cuánto odio sea revelado, nosotros no lo tocamos. No lo fortalecemos ni lo debilitamos; no lo suprimimos o corregimos. No hacemos nada con él, sino que deseamos solamente traerlo como un tesoro preciado ante la Luz que Reforma.

“¡Finalmente yo revelo un poco de odio! Este es el Mundo Superior, pero al revés. Es el lado opuesto del Kli espiritual. ¡Cuando se torne en amor y conexión, se volverá una vasija con plena capacidad para la Luz!”

Tenemos que tratar este odio con gran cuidado, hacerlo especial, y entonces traerlo a la Luz. Sin embargo, lo que hacemos a cambio es pasarlo por alto como si todo estuviese bien, o vamos por caminos diferentes, o nos separamos del grupo. Es cierto que en algunas circunstancias no hay esperanza porque las personas siguen débiles y no pueden entenderlo de otra manera. Entonces la división es la solución más acertada temporalmente. Pero en esencia, el verdadero trabajo es hecho precisamente en el fondo del odio. Siendo así, no olvidemos que este es nuestro camino: Estamos trabajado en nosotros mismos.

(34784 – De la 1º parte de la lección diaria de Cabalá del 8 de Febrero del 2011, Escritos de Rabash)

Material Relacionado:

Cómo guardar el amor para que no se enfríe?

Encuentro trás la frontera

¿La receta para la felicidad? gracias, pero no ¡gracias!

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta



Entradas Previas:

Próximas Entradas: