¡No debería haber ningún descenso!

Pregunta: Después de la convención WE!, ¿cómo podemos mantenernos en el mismo estado que alcanzamos allí, ya que por lo general siempre viene luego un descenso?

Respuesta: No podemos permitirnos entrar en un descenso, de forma similar a cómo una madre no puede decir que está enferma cuando tiene un bebé en sus brazos. Hay situaciones en la vida donde la necesidad lo eclipsa todo. Sólo si la madre está en su lecho de muerte debe alguien más ocuparse de su bebé.

Del mismo modo, en nuestro caso no tenemos tiempo de tomarnos un descanso, ser sentimentales,  participar en charlas ociosas, o entrar en descensos. El mundo que nos rodea está desarrollándose muy rápidamente y nos estamos quedando atrás, pero estamos obligados a caminar según su ritmo.

Estamos empezando cada vez más a sentir cuan conectadas a nosotros están todas las cosas malas que están sucediendo en el mundo, porque nos estamos quedando atrás con nuestra corrección. Por lo tanto, yo ni siquiera me permito tener pensamientos acerca de un descenso después de una convención. ¡Esto es imposible!

Además, hasta el verano todavía pasaremos por una fila de importantes eventos, incluidas las convenciones en Italia, España y Moscú. Tenemos que unirnos todos juntos y prepararnos para ellos. Por lo tanto, no tenemos que tomarnos ningún descanso, ya que todo está muy comprimido en el tiempo. Y eso es algo bueno porque se corresponde con la velocidad a la que los cambios están ocurriendo en el mundo.

(De la lección del 3/25/11)

Material Relacionado:
Ascendiendo a nuevas alturas
Convierte lo amargo en dulce
La Convención de Cabalá es el acelerador más poderoso para el crecimiento

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta