Anula el yo con el fin de crecer

Pregunta: La vida material me dice que sea un líder, que me exprese y alcance mis metas. Y en la espiritualidad, yo debo disolverme en el grupo. ¿Qué hay detrás de esta contradicción?

Respuesta: Conectarte con el grupo no significa que estás anulándote.  De los amigos sólo recibes la fuerza que te ayuda a cultivarte a ti mismo. Como una gota de semen que se adhiere a la pared del útero, te anulas sólo con el fin de recibir alimento, las fuerzas para el crecimiento. Pero eso es lo que crece y no otra cosa.

Yo anulo parte de mí mismo para recibir la fuerza del Partzúf superior, pero este todavía no necesita controlarme, por el contrario, con su ayuda debo evolucionar, elevarme a mí mismo; de lo contrario, no habrá crecimiento, y en la próxima etapa, no voy a ser capaz de sostenerme en la pared del útero.

Hay dos opuestos combinados aquí. Por un lado, yo renuncio a mi “yo” ante la madre así no me convierto en un cuerpo extraño que causa de toxicidad.  Por el otro, al anularme, yo recibo sangre de la madre y crezco gracias a ello. Son mis propiedades y genes los que se desarrollan, en la medida en que puedo incluso ser varón a pesar que ella es mujer.

(40094 – De la 4º parte  de la lección diaria de Cabalá del 4/8/2011, “La Libertad”)

Material Relacionado:
Los únicos libros que pueden corregir el egoísmo en nuestra generación son los de Baal HaSulam
¿Por qué es tan difícil percibir la espiritualidad?
Cada persona es importante para la perfección

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta