Deja que el burro trabaje para el humano

Los intentos de estar en fe por encima de la razón constituyen la preparación para el Majsóm. Debemos desear este estado, a pesar de que todavía no estemos preparados para lograrlo. A veces se nos da la oportunidad de sentir “la fe por encima de la razón”, pero a medida que nos acercamos al Majsóm (la barrera que nos separa de la espiritualidad) queremos permanecer en fe por encima de la razón, tener por lo menos algún contacto con esto, y no caer en un solo punto: el odio (yo) o el amor (otorgamiento).

Tenemos que vivir con este miedo en todo momento. De hecho, si considero la realidad desde un solo punto de vista, soy solo una bestia. Si quiero ser un ser humano, “sentado encima de mi burro” (de mi deseo egoísta), debo incluir estos dos puntos opuestos dentro de mí.

El primer punto es la crítica y el desacuerdo con los demás. Y el segundo punto es mi “yo” que está en desacuerdo con mi crítica a los demás. (Para ser claros, no estamos hablando sobre el trabajo de difusión, sino del trabajo interior dentro del grupo hacia la unidad, cuando hago críticas a un “amigo”, a sus cualidades que no están relacionados con el trabajo) Y aunque entiendo que mi crítica es verdad, aun así deseo revelar al Creador entre nosotros. Él es quien juega el rol de Faraón, convirtiendo mi amor en odio, la unidad y la conexión en resistencia, crítica, y discordia.

Él juega este papel para que yo quiera comunicarme con el amigo por encima de Faraón, a pesar de que mi corazón lo rechaza y lo odia, sin ninguna disposición para unirme con él. Tengo montones de quejas en su contra, pero con todo esto estamos construyendo una relación de amor, armonía y unidad total. Dentro de mi amigo deseo ver al Creador.

No huyo en el punto exaltado en el cual todo está bien, sino que mantengo estos dos puntos opuestos dentro de mí en todo momento y sigo avanzando en medio de ellos. En ese momento yo ya tengo el comienzo de una vasija espiritual, Máljut y Kéter, dos puntos opuestos. Y yo estoy en el medio, manteniendo las condiciones de restricción entre ellos.

Y entonces la distancia entre ellos sigue creciendo, hasta que esto forme un objeto espiritual determinado. Todo este trabajo se lleva a cabo de forma práctica en el grupo, y sólo en relación con los amigos.

(40629 – De la 1º parte de la lección diaria de Cabalá del 13 de Abril del 2011, Shamati Nº 59)

Material Relacionado:

Elevándonos por de encima del problema para resolverlo

De tal juego, tal desarrollo

Un caleidoscopio de mundos cambiantes

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta



Entradas Previas: