El maestro me conecta con la vida

Pregunta: ¿Cómo se diferencia la manera en la que nos relacionamos con las palabras escritas en el TES (El Estudio de los Diez Sefirót) de la manera como nos relacionamos con las explicaciones que usted nos da del texto?

Respuesta: Es difícil explicar la razón por la cual el Creador lo hizo de manera que necesitemos de alguien para que nos conecte con la realidad superior en nuestro mundo.  Es parecido a la madre y al padre que tenemos en este mundo, ellos nos conectan con la vida. De hecho, si no fuera por la madre, no habría nacido en primer lugar y no hubiera existido hasta alcanzar la madurez.

Lo mismo sucede con el nacimiento espiritual: necesito a alguien que me haga nacer, me apoye ¡hasta que yo madure en la espiritualidad! Esto se manifiesta con el nacimiento en el cuerpo material en nuestro mundo y de la misma manera sucede en el nacimiento de las almas, todo esto se deriva de las leyes que rigen el mundo espiritual donde existe cierto orden de los Partzufím espirituales y Aba Ve Íma (el Padre y la Madre superiores) estos dan a luz a ZON y lo extienden hasta las almas.

Pero hasta el momento, no he vinculado mi alma rota con ZON del mundo de Atzilút y no puedo lograr que Aba ve-Íma trabaje sobre mi; así que ¡necesito un guía espiritual! Y él, en este momento, también me parece una persona material ya que no puedo verlo en el mundo espiritual.

Lo mismo se aplica a los amigos: no puedo percibir sus deseos espirituales y pienso que estoy rodeado de algunos cuerpos físicos. Pero después, veo que no es así.  El maestro y los amigos son mecanismos, fuerzas espirituales con quienes trabajo.

Esa es la manera cómo debo tratar al maestro y a los amigos, con el entendimiento de que son parte de lo que el Creador me ha dado para ayudarme a conectarme con Él. Según la medida en la que valore al maestro y al grupo y me rebaje ante ellos, en esa misma medida alcanzaré el contacto con el Creador.  No tengo otra oportunidad de conectarme con Él y ninguna posibilidad de acceder a Él de ninguna otra manera.

(40465 – De la 3º parte de la lección diaria de Cabalá del 4/12/11, Talmud Eser Sefirót)

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta



Entradas Previas:

Próximas Entradas: