Nuestra fortaleza es nuestra debilidad

Pregunta: ¿Cómo pueden las mujeres unir sus deseos con el fin de “presionar” a los hombres?

Respuesta: No presiones a los hombres abiertamente. ¿Quieres que huyan de ti? De hecho, en su casa la esposa “presiona” a su marido de manera calmada, sin palabras, y él hace todo lo que se necesita. Las mujeres lo tienen por naturaleza.

Y los hombres tienen esta “debilidad”: Quieren ser héroes a los ojos de las mujeres. Esto da un poder a la mujer para jugar con esta debilidad masculina y dirigir al hombre correctamente para que él llene sus deseos. Estas cosas son naturales y bien conocidas por los psicólogos.

Somos adultos y entendemos bien nuestra naturaleza. Tenemos la meta que está por encima de nuestra naturaleza, y sólo necesitamos aprender a utilizar correctamente todas las cualidades que nos inculcaron.

Si puedo avanzar hacia la meta gracias a mi esposa que me alienta por todos los medios posibles, me alaba por levantarme cada mañana para la lección, y se siente orgullosa de mis alcances espirituales, ¡esto sin duda me ayudará en el camino! Después de todo, un hombre es como un niño pequeño al lado de su madre.

Las mujeres tienen que unir sus deseos por la espiritualidad en un deseo grande, fuerte y presionar al hombre “único”, “grande”, “colectivo”. ¡Nosotros, los hombres, esperamos sentir el deseo de ustedes!

(39819 – De la Lección 3, Convención WE! del 2 de Abril 2011)

Material Relacionado:

La debilidad no es un vicio

El poder de nuestra debilidad

Debilidades poderosas.

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta