Al final del último exilio

Estamos al final del periodo de los cuatro exilios, en el borde de la redención final, completa. Necesitamos encontrar en el mundo, a toda la gente que existe con el punto en el corazón y suministrarles todo lo que necesitan para estudiar y avanzar dentro de la estructura de nuestros grupos y unirse a las actividades.

En adición, nosotros debemos salir al mundo exterior y diseminar la sabiduría de la Cabalá a aquellos que no tienen el punto en el corazón. El mundo hoy está repleto de gran deseo, el cual se manifiesta en muchas formas diferentes. La gente se está preguntando acerca del significado de la vida, aunque en el sentido material más que en el espiritual. Sin embargo, es suficiente que nosotros comencemos a explicarles ya que el llenado verdadero solo vendrá por medio de un asenso espiritual.

Para nosotros un asenso espiritual significa conseguir un grado más alto. Esto es hacia lo que nuestro punto en el corazón se está atrayendo. Pero para ellos un asenso espiritual pertenece solo al nivel corporal, como el amor, participación mutua, unidad universal, dar, o comprometerse por el bien de una vida pacífica en este mundo. Esto es lo que la humanidad imagina como vida espiritual. Y nosotros debemos direccionarlos en concordancia con este deseo.

Sin embargo, a su tiempo, gracias a la unificación con nosotros dentro de un sistema, la gente será capaz de aferrarse a la verdadera meta de la corrección. Más aun, la Luz estará presente en la nueva relación entre la gente, la cual impartirá gran percepción y entendimiento. A la larga, todo el mundo se conectará con la gente que tiene los puntos en el corazón, lo cual los habilitará para comprometerse, rechazarse a sí mismos y para ascender junto con la vasija de Israel.

(42087 – De la 4º parte  de la lección diaria de Cabalá del 5/3/2011, La importancia de difusión de la Cabalá)

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta