Desea y revelarás

Durante la lectura del Libro del Zohar, uno tiene que entender que no se supone que este sea procesado por la mente. Y si la persona desea entenderlo a través del intelecto, se enredará en cada palabra, puesto que ninguna de ellas nos señala nada familiar en el Libro de Zohar.

Todas ellas apuntan a los estados y propiedades espirituales. Si la persona está en el mismo estado espiritual o mundo, revela aquello sobre lo que ellos están hablando. Por lo tanto, reconoce dentro de sí qué propiedades espirituales y definiciones se describen, siente, reconoce dentro de sí este mundo interior, espiritual. Después de todo, la persona revela dentro el mundo espiritual, y no fuera de sí mismo, mientras percibe toda la realidad sólo dentro.

En cuanto a alguien que no tiene la percepción espiritual, sin embargo, él simplemente lee un texto extraño. Entonces ¿para qué estamos leyendo El Zohar? Lo hacemos para agregarle la aspiración de alcanzar un estado en el que entenderemos, sentiremos, reconoceremos, e incluso experimentaremos todos los estados espirituales y las propiedades de las cuales está hablando El Zohar. Todo lo que leo actualmente como una historia incomprensible, deseo experimentarlo en mi interior y vivir en ello.

Debemos cultivar este deseo en nosotros. Para ver el mundo espiritual, sólo carecemos de un deseo, de un anhelo por él, y no más. Por lo tanto, ahora, al leer el Zohar, debemos esforzarnos todos juntos con nuestra mejor capacidad para revelar este mundo oculto.

A pesar de que no tenemos una necesidad especial por él (puesto que no conocemos lo que estamos leyendo), aun así estamos leyendo este texto juntos. Por lo tanto, desde este mismo estado oculto, atraemos sobre nosotros mismos la iluminación considerada como “la Luz que Reforma”, “la Luz Circundante”, que nos afecta.

Esta no nos revela el mundo oculto, sino que despierta en nosotros las necesidades, deseos, y propiedades de percepción, los nuevos órganos de los sentidos, después de lo cual ocurre la revelación. La Luz funciona de esta manera para crear en nosotros la capacidad de sentir lo que está oculto. Por lo tanto, anhelamos que la Luz Circundante nos habilite para sentir el mundo oculto.

(42345 – De la 2º parte de la lección diaria de Cabalá del 5/6/2011, El Libro del Zohar)

Material Relacionado:
El sistema que te conecta con el Infinito
Una guía para tus sensaciones
La actitud correcta hacia los Libros Sagrados

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta