No busques los analgésicos, en vez de ello, ve por el tratamiento

Pregunta: ¿Vamos a sufrir hasta el final de la corrección?

Respuesta: El sufrimiento se siente en las áreas no corregidas. Tan pronto comience a ver correctamente, ya no voy a tomarlo como sufrimiento, sino que voy a sentir una inmensa gratitud con la Luz por mostrarme algo que puedo corregir en mí.

El dolor es un llamado a la acción. Si tengo una herida que no me duele, es muy peligrosa puesto que dejaré que la enfermedad se instale. Pero si duele, esta enfermedad (no la herida misma) me obliga a empezar a buscar tratamiento.

Pues bien, ¿el dolor es bueno o malo? Es posible desactivar un centro neurálgico que hay en tu cerebro y dejarás por completo de sentir dolor. Si la pierna se te incendia, ni siquiera sientes que se están quemando. Si tu brazo está atrapado en una máquina, no lo notarás. ¡El dolor es la ayuda que nos señala un fallo! Por lo tanto, tenemos que verla como el medio de corrección.

(42366 – De la 1º parte de la lección diaria de Cabalá del 5/6/2011, Escritos de Rabásh)

Material Relacionado:
Saliendo del agujero negro
Vivir en función del momento
No grites “¡No!” de pie en el umbral

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta



Próximas Entradas: