Cambiando juntos

En nuestros tiempos las acciones físicas no determinan nada. La naturaleza nos está exigiendo la actitud correcta. Y este es el problema. No deberíamos darles ayuda gratuita a las personas o donar la última camisa que nos queda. Lo que se requiere de ti es una actitud diferente. Tienes que cambiar mismo en vez de cambiar la manera en la que actúas.

Hasta ahora hemos actuado físicamente, según la manera en la que quiso nuestro egoísmo o falso altruismo. Les dábamos pan a los pobres y en general, intentamos cambiar el mundo de la manera que podíamos. Pero ya fue suficiente. Los resultados hablan por sí mismos. De ahora en adelante, nosotros somos los que tenemos que cambiar.

En lugar de cambiar el mundo, queremos cambiar nosotros con la ayuda de las fuerzas externas. Esta es la nueva tendencia. En este camino veremos cómo todo lo que hemos tramado para manipular se corrige.

Pero es difícil que una persona entienda esto.  Él piensa, “¿Qué? ¿Tengo que cambiar? Porque más bien no me imponen 10% más de impuesto” y por lo tanto, esto requiere de la opinión pública. Se hará más fácil lo que ahora nos parece difícil. Y entonces ya no será difícil. Si todos empezarán a pensar en esto, entonces felizmente yo me les uniría.  Después de todo, la influencia de las personas que me rodean trabaja sola. No depende de mí, yo no determino nada.  Yo dependo de los demás.

Y por lo tanto, no tenemos que dirigirnos a cada persona de manera individual. Lo más importante es cambiar el entorno, la forma general de pensamiento en el mundo. Y todo lo demás se dará por añadidura.

(De la 5º parte de la lección diaria de Cabalá del 14 de Julio del 2011, “Arvut”)

Material Relacionado:

¿Cómo educarme a mi mismo?

El estado mas peligroso en el camino

La zona de luz

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta