Sin ocultamiento no podemos revelar la perfección

Dr. Michael LaitmanShamati #174 “El asunto del ocultamiento”: Acerca del ocultamiento, que viene a ser una corrección, de no ser por este, el hombre no sería capaz de alcanzar la perfección en ningún sentido, ya que no sería digno de alcanzar la importancia del asunto.

Nosotros fuimos creados por la Luz como deseo de recibir y por eso estamos enteramente en su poder y no podemos sentirnos como si existiéramos. Hoy nosotros aun no sentimos nuestra existencia. Lo que sentimos es una sensación engañosa porque solo es posible sentirnos separados, distanciados y apartados a condición de que tú estés opuesto a aquel del cual tú formas parte.

Pero nosotros no sentimos que permanecemos opuestos al Creador, contra la Luz y por eso no consideramos que nosotros existimos. Después de todo, estamos obligados a percibir todo en el contraste de los opuestos: como “yo” y algo fuera de mí. Entonces en relación con este “afuera”, yo seré capaz de determinar quién soy.

Pero mientras tanto yo permanezco solo, únicamente como un objeto dentro de mí. Yo no puedo decir nada acerca de mi mismo por que no existe nadie con quién yo pueda medirme.

Por lo tanto, antes de que una persona pueda detenerse a sí misma y hacer una restricción en su ego, es decir “cruzar el Majsom” (la frontera hacia el mundo espiritual) y permanecer opuesto al Creador, ella aun no es llamada creación. Esto se llama el periodo de preparación, cuando estamos completamente gobernados desde arriba.

Solo después estamos listos para tomar sobre nosotros mismos el ocultamiento que se eleva entre nosotros y el Creador, nosotros crecemos distantes de Él y recibimos una existencia independiente. El ocultamiento hace que la más exaltada meta sea importante para mí. Según la medida en la que yo quiera alcanzar esta cualidad y sea incapaz de hacerlo puesto que está oculta, de esta manera sentiré su importancia.

Eventualmente yo llego al punto en el que comienzo a valorar el ocultamiento, porque este se vuelve la vasija para la Luz, dentro de mí. Está escrito, “La sabiduría (Jojma) le es dada al modesto”. Porque yo hago que mi deseo de recibir sea modesto, soy capaz de alcanzar la Luz de Jojma que permanece opuesta a mí, aceptándola en la Luz Reflejada, por el bien del otorgamiento.

Por lo tanto, el ocultamiento expande mi vasija espiritual “620” veces y me da una nueva necesidad, en vez de placer yo quiero alcanzar la importancia del Dador. Todas las cualidades de la vasija espiritual están presentes en el ocultamiento actual.

(48829 – De la 1º parte de la lección diaria de Cabalá del 7/21/11, Shamati)

Material Relacionado:
¿De qué esta construida la imagen del Creador?
Restaura la pantalla rota
Aquellos cuyo corazón esta roto

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta