Aprendiendo a estar en equilibrio con la naturaleza

Debemos organizar la educación integral alrededor de cada persona y requerir que cada uno entre a esta. La crisis general acabará en un golpe tan grande que nadie tendrá trabajo. No necesitaremos todos esos productos extra, y no habrá necesidad de producir más. Hay suficiente de todo. El mundo produce basura, la desecha, y sólo contamina el planeta.

De pronto, descubrimos que de siete mil millones de personas que existen en el mundo, el 80 por ciento es un excedente ¿Qué podemos hacer con ellos, matarlos? Existen teorías acerca de la necesidad de deshacerse del “excedente de personas,” y el resto tendrán trabajo. Sin embargo, el resto tampoco tendrá trabajo y esta guerra dejará a la persona preguntándose si es bueno haber permanecido vivo.

Es por eso que tenemos una solución simple. El trabajo de cada persona será entrar a un entorno educativo, de aprendizaje. Justo como educamos a nuestros hijos y el 100 por ciento de los niños estudian hasta que tienen 18, un adulto debe estudiar u obtener educación continua durante toda  su vida, trabajando un par de horas al día para realizar las tareas que le asigne la sociedad.

Entonces, cada persona atravesará por cambios internos de manera obligatoria. No excluiremos ni a una sola persona de esto. Cada uno estudiará en un sistema virtual, viendo videos, escuchando canciones, o leyendo historietas, donde todo será acerca del tópico de la globalidad, integralidad, unidad, y garantía mutua. Todos tendrán que hacer tareas, enviarlas para ser revisadas, y pasar exámenes. Si uno ha completado todo, obtendrá un salario al final del mes. Este será su trabajo.

Pregunta: ¿Quién cubre su salario si nadie trabaja?

Respuesta: Esto no significa que nadie trabaja. Trabajamos hasta el punto en que tenemos que hacerlo para producir las necesidades de la vida. Sin embargo, no hacemos cosas sólo para pasarlas entre nosotros y tirarlas en el basurero porque las personas apenas lo usan. Producimos sólo los artículos necesarios que todos requieren para existir normalmente.

El mismo sistema de educación incluye estudiar cómo vivir dentro del marco de las necesidades vitales, en el nivel humano, en equilibrio con la naturaleza, y cumpliendo sus requerimientos. Debe explicar a todos que al consumir más de lo que necesitamos, nos salimos del equilibrio con la naturaleza.

Cada órgano del cuerpo recibe no para sí mismo, sino sólo para existir para ayudar a otros, para servirlos. Debemos entender que no tenemos opción. Debemos llegar a este sistema. Los Cabalistas hablaron mucho de ello, y debemos llevar este conocimiento a todos.

[49851]
(De la charla sobre el Nuevo libro 11 de Julio del 2011)

Material Relacionado:

Ahora que tienes el método, pásalo
No es una crisis, pero un gran avance 
Una invitación a elevarse al próximo grado

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta