El arrepentimiento del egoísta más terrible del mundo

Pregunta: ¿Cómo puedo verificar para asegurarme que estoy moviéndome de acuerdo con las instrucciones de las fuentes originales, y que no sometiéndome a mi propio egoísmo?

Respuesta: Para ello, está el mes de Elul, el último mes del año. El mundo fue creado cinco días antes de la creación del hombre, y el día en que el hombre fue creado es llamado el primer día del nuevo año. Estos cinco días anteriores representan los cinco niveles antes del nivel humano, las cinco fases. Y tú necesitas comprobar tu mundo, es decir, tu entorno.

Después de todo, tú vives y te percibes a ti mismo en relación a tu entorno, te compruebas a ti mismo en relación a él. Viven juntos, tú y tu entorno. Por lo tanto, antes de que hayas “nacido” como humano, chequea el entorno que te rodea. En consecuencia, serás capaz de ver qué tipo de persona serás.

¿Qué entorno eliges? En otras palabras, ¿qué es lo que quieres de tu vida, del mundo entero, del grupo, y de los libros, y qué es lo que escuchas de tu maestro? Chequea como te relacionas con todo esto y que es lo que quieres alcanzar.

Esto no es fácil. La persona se enfrenta a un cálculo muy difícil aquí. La opinión de la sociedad externa ejerce una gran influencia en nosotros, que nos obliga a seguir preguntando: “¿Dónde estoy y dónde está el resto? Hay millones de personas, miles de millones de ellos, mientras que yo soy sólo una persona”. No es fácil permanecer en el camino si se trata de un camino personal, y no una ruta que es comúnmente aceptada entre las masas.

Tú necesitas mantener la claridad libre de confusión aquí. ¿De acuerdo a qué criterios chequeas este camino? Este no se evalúa de acuerdo a los estándares de la gente común. Y no necesitas creer nada, todo puede ser chequeado y analizado. Por lo tanto realiza este análisis y construye tu propia relación con el entorno, el maestro, los libros, y el Creador. Esto es lo que se llama el “arrepentimiento” del mes de Elul.

Estas son aclaraciones muy delicadas, y se vuelven cada vez más delicadas con el tiempo. Es como si ellas estuviesen colgadas en el vacío, sin el soporte en tierra firme, sino por la fe por encima de la razón. Esto es debido a que luego de haber comprobado todo en tu ego, necesitarás separarte por completo de él y construir tu relación espiritual por encima de él.

Sin el egoísmo, sin chequear dentro de él, no podrás chequearte a ti mismo. Es por eso que tienes que estar agradecido por todos los pensamientos egoístas y los deseos tales como los celos, el odio, la voluptuosidad, la ambición, y la arrogancia que está relacionada con el mundo, enemigos y amigos, la crítica de los amigos, el maestro y el  Creador. Todo puede ser chequeado, y con base en este fundamento, podrá ser construido tu nuevo nivel, el cual es llamado un nuevo comienzo.

Luego que chequeas tu mundo entero y tu condición actual, comenzarás a ver, por encima de todo esto, la imagen de la meta hacia la cual estás apuntando. Luego de haber admitido todas las posibles transgresiones de tu egoísmo (las palabras de arrepentimiento de la oración de Rosh HaShaná) y chequeado y comprendido tu verdadera esencia, entonces podrás imaginar lo que significa su opuesto. De lo contrario, no hay manera.

Es por eso que el Creador creó la inclinación al mal y, además, la Torá, los medios para la corrección ya que la Luz que Reforma está contenida en ella. Sin embargo, si tú no tienes la inclinación al mal, si no has descubierto y visto tu egoísmo, no necesitarás ninguna corrección. Si tú no quieres ser corregido, entonces la Torá no es para ti.

Si ves que todos los pecadores están abiertamente revelados dentro de ti, y no tienes otra opción, entonces tú llegas a la oración de arrepentimiento de Rosh HaShaná. Exaltas la cualidad de otorgamiento, el amor por los demás, es decir, al Creador, y comienzas a querer que esto gobierne dentro de ti.

“Creé la inclinación al mal” significa el arrepentimiento del mes de Elul, los cinco días antes del comienzo del nuevo año, el período de tiempo que tomó crear al hombre. Durante estos días, el mundo del hombre está creándose, su terrible mundo. Él es el que lo ve como terrible, en lugar de ver al mundo lleno de Luz y bondad en el que sólo el Creador gobierna, sólo amor y otorgamiento.

Sin embargo, gracias a esto, se llega al comienzo del nuevo año, al nuevo nivel. Él tiene la Torá, los medios para la corrección, la Luz que Reforma. Ahora, él sabe cómo usar la fuerza contenida en la naturaleza, la forma de extraerla por el bien de su corrección, y con la ayuda de esta fuerza superior, retornar al bien. Para mí, la fuerza superior es la más alta cualidad de otorgamiento, en comparación con mis fuerzas egoístas.

(55877 – De la 1º parte de la lección diaria de Cabalá del 26 de Septiembre del 2011, Escritos de Rabash)

Material Relacionado:

Desarrollando un ser humano dentro de nosotros.
No es bueno que seas ignorante de tu enfermedad
No lo conocerás hasta que lo pruebes

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta



Entradas Previas:

Próximas Entradas: