El otro lado de la crisis

Considero la crisis como un ascenso maravilloso de la humanidad a un nuevo nivel, un área completamente nueva de la existencia, una bella y buena. Por supuesto, cualquier ascenso siempre implica nacimiento, sufrimiento y problemas. Y aquí tenemos que abordarlos de una manera muy racional: utilizar nuestras pasadas propiedades egoístas e instrumentos para revelar todas las posibles leyes de la naturaleza y enseñarlas a toda la humanidad.

Tenemos que aprender las leyes de la naturaleza con el fin de saber cómo observarlas y así convivir con nuestros hijos de una manera normal, agradable, adecuada, segura y confiable. El principal problema radica en la explicación de la necesidad del hombre de adaptarse a las nuevas condiciones globales, integradas a las condiciones externas. Y la crisis en nosotros es nuestra falta de correspondencia con ellas.

(57644 – De la charla sobre la educación global del 9/4/2011)

Material relacionado:

Esclavitud voluntaria: Cumplir las leyes de la naturaleza
Toda la humanidad es el cuerpo de tu alma
La vida te parecerá maravillosa…

 

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta



Próximas Entradas: