En lugar de mirar a los otros, mira hacia ti mismo

Pregunta: Parece que el sufrimiento es inevitable y que no seremos capaces de arreglarnos sin este….

Respuesta: Sin embargo, puedes reemplazarlo con el sufrimiento del amor. Si aquellos a tu alrededor comienzan a “lavarte el cerebro”, comenzarás a apreciar el otorgamiento: “¿Por qué yo no otorgo?” andarás por ahí con esta pregunta de la mañana a la noche: “¿Por qué carezco de ello? ¿Dónde puedo encontrarlo? ¿Tal vez ahí? ¿Tal vez allá?” Lo buscarás en todas partes como hipnotizado.

Entonces no habrá necesidad de golpes, los golpes internos los reemplazaran. Pero vendrán en la forma de un anhelo por el otorgamiento, por el propósito de la creación, y estarás conectado a ello directamente. Todo depende de los que te rodean. Ellos deben “transmitirte” constantemente cuán importante es el otorgamiento, y entonces te esforzarás por este.

Pero hay una pregunta: ¿No permaneces en el nivel animado al actuar de acuerdo a los dictados del entorno? Es correcto. Es por eso que se le dice a las personas con el punto en el corazón: “Deben construir ustedes mismos el entorno correcto, así como hacerlo para aquellos que no tienen libre albedrío en esto. Su libertad es más modesta, consiste en unirse a ustedes”.

Si cumples tu libre albedrío y construyes tu entorno, serás capaz de construirlo para otros también. El problema es el hecho de que no tienes el entorno correcto. No lo has construido, y entonces no estás influido por este. Entonces, no lo pasas hacia otros. Aún no puedes ser el entorno para ellos.

No se quejen de no poder otorgar a otros. En su lugar, piensen cómo otorgarse ustedes mismos. No hay trucos aquí, sólo trabajo práctico. Si no lo hacemos, podemos olvidarnos de corregir al mundo ¿Quién lo corregirá? ¿Nosotros como estamos en este momento?

Debemos crear un entorno tan fuerte que podamos convertirnos en un sistema que otorgue a todo el mundo. No sólo debe ser mediante los medios, no sólo mediante la TV, la radio, y el Internet. Esto es necesario sólo hasta cierto punto. Lo principal es que influyamos en el mundo porque ya estamos en el sistema de almas, en el sistema de conexión mutua entre nosotros, donde los pensamientos y los deseos de cada uno fluyen constantemente.

Ahora estamos en el sistema también, pero no lo controlamos porque no hemos adquirido el poder del otorgamiento. Si estamos equipados con el poder del otorgamiento, controlaremos el sistema general y transmitiremos la importancia del otorgamiento a todos. Este es el verdadero otorgamiento al entorno.

Esperemos que seamos capaces de hacer de este año un buen año para el mundo entero.

(56542 – De la 5º parte de la lección diaria de Cabalá del 10/4/2011, “Paz en el Mundo”)

Material relacionado:
Sintiendo una red invisible
Manifestaciones: Una forma de crear una nueva sociedad
El Mundo es una Radiografía de ti mismo

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta