Ni siquiera el cielo es el límite

La economía es el área más importante para una persona. De hecho, es una huella, un reflejo de todas las demás áreas de la vida. Es imposible construir una economía correcta, si no tomamos en cuenta la educación, las relaciones familiares y el estado de ánimo de una nación. Todas estas áreas impactan la economía.

Es similar a una unión espiritual (Zivug) a través del cual el Partzuf espiritual se llena. Todo está incluido en esta unión: todos los deseos, todos los pensamientos, todas las propiedades, y todas las interacciones entre todos. Todo ello en conjunto se pone en contacto con la Luz, con el llenado. ¡Esto es lo que significa la economía correcta!

En nuestra habitual economía siempre separamos una pequeña parte y comerciamos con ella, somos simplemente incapaces de hacer un cálculo global correcto. Aunque he oído que ya hay intentos de pasar de simples números y fórmulas a diferentes evaluaciones que tengan en cuenta el factor humano.

Sin embargo, la economía correcta para mí es “acoplamiento de golpe” (Zivug de Hakaa), donde te las arreglas para recibir el llenado óptimo para tu estado actual, y la forma de alcanzar un llenado aún mayor que se abre ante ti. Al igual que durante la elevación espiritual, tu nunca perderás o cometerás un error, nunca terminarás en una crisis.

Las nuevas “áreas vacías”, las oportunidades para el llenado, se abrirán para ti. En esencia, esto es exactamente lo que la humanidad está soñando. Queremos cada vez nuevas oportunidades para un mayor llenado, para llenarnos hasta el infinito, sin límites. Como se nos dice: “Ni siquiera el cielo no es el límite”.

(59138 – De la lección diaria de Cabalá del 10/9/2011, Escritos de Rabash)

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta



Próximas Entradas: