El fundamento del Tercer Templo

Pregunta: ¿Podemos decir que, en virtud de los esfuerzos comunes que hemos hecho en el desierto de la Aravá y en la Convención, fuimos capaces de encontrar un lugar y de sentar las bases para el Tercer Templo?

Respuesta: En hebreo, “Templo” es “la Casa de Santidad”, donde “casa” es Maljut, y la “santidad” es Bina. Maljut que está conectada con Bina, después de haber recibido sus cualidades y de tener su propio Partzuf, a esto se le llama “la Casa de la Santidad”.

Esta casa está construida por el grupo, o en el lenguaje de las fuentes primarias, por la “santa sociedad”. Esto nos habla de una sociedad que quiere avanzar y adquirir la fuerza del otorgamiento. Esta es capaz de construir la Casa de la Santidad.

Como un todo, existe una sola alma común, y nosotros estamos tratando de ensamblar las piezas rotas. Nuestros Kelim interiores, corresponden Galgalta ve Eynaim dividido en tres componentes: la raíz, el alma, el cuerpo. Además, también hay Kelim externos correspondientes a AHP, que conforman el ropaje y el castillo.

Los Kelim internos son el grupo, nuestra unidad. Después de todo, en la espiritualidad no existe un individuo único, sino solamente una sociedad. Este grupo construye por sí mismo la corrección de los Kelim externos, también llamados “el Templo”.

En el pasado ya hemos hecho esto un par de veces, en el tercer estado y luego en el segundo. Ahora tenemos que reunirnos en un grupo, es decir, corregir los Kelim internos, y luego corregir los externos. El Templo no puede construirse sin un constructor. Dicho de otra manera, el AHP no puede corregirse si no hay Galgalta ve Eynaim.

Por lo tanto, habiendo comenzado a corregirnos a nosotros mismos, por supuesto que hemos sentado las bases para la construcción del Tercer Templo.

(63224 – De la 4º parte de la lección diaria de Cabalá del 12/15/11, “La Libertad”)

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta



Próximas Entradas: