entradas en '' categoría

¿Con quiénes debemos realizar nuestro ataque?

Pregunta: ¿Qué puedo descubrir en la convención del Arava?

Respuesta: Tú descubrirás lo que tú quieras; tú descubrirás lo que sea para lo cual te hayas preparado. ¿Tal vez estés preparándote para darte cuenta que la carne y el arroz son deliciosos?

En nuestra conexión queremos alcanzar una verdadera deficiencia, y tenemos que ir a la convención con el anhelo correcto. Esta tiene que ser tan clara que podamos sentirla en nuestros huesos.

Pregunta: ¿Debemos establecer antes de la convención las condiciones que debemos tener? ¿Esto nos ayudará a descubrir la deficiencia correcta?

Respuesta: Sí, por supuesto. ¿Cómo es posible, sin condiciones previas? No podemos precipitarnos. Si alguien no se prepara, no hay ninguna razón para que vaya. Al hacer eso él está poniéndose tropiezo sí mismo y a los amigos, y tendrá un castigo espiritual por ello, como el tonto que hace un agujero en el barco colectivo. Todos deben ser responsables de lo que está pasando con él. Hay tiempo para que todos se corrijan a sí mismos de acuerdo a las condiciones en las que tú decidas.

Tú debes presentar estas condiciones a cualquier persona que tú pienses que está lista para el ataque. Así que piensa, ¿a quienes estás tomando contigo y a quienes no? Has una lista de nombres. El criterio aquí no es cuánto sabe la persona, ni la cantidad de años que ha estudiado, sino el nivel de su deseo: ¿Cuánto lo desea él y si es capaz de ayudar?

Todos deberían llevar a cabo su trabajo en el barco, desde el capitán hasta el más joven aprendiz. La única pregunta es: ¿Cuan enfocado están cada uno en la meta?

Pregunta: ¿Qué es ese castigo espiritual?

Respuesta: Si no cumplo con los amigos por mi participación equivocada, entonces ciertamente seré castigado por eso. El daño que cause volverá a mí como un boomerang.

De la misma manera, también puedo recibir la recompensa a través de los amigos cuando avanzo con ellos y recibo de ellos los poderes, las direcciones, y la asistencia; yo sólo añado un poco de mí mismo. En nuestro mundo, es como trabajar en un ámbito determinado y ser capaz de cambiar mi sueldo por numerosos bienes y servicios que los demás me ofrecen. Cuando me conecto con ellos, me proporcionarán todo lo que necesite para vivir una buena vida. Es lo mismo en la espiritualidad: Yo trabajo en mi lugar en el barco y hago mi trabajo con fidelidad y junto con todos los demás llegamos a nuestro destino. ¿Puedo cruzar el océano por mí mismo?

Pregunta: ¿Cómo puedo comprobar si estoy listo para la convención?

Respuesta: Pregunta a tus amigos de todo el mundo qué piensan ellos que es la preparación. Tú debes escribir sobre esto por ti mismo, para que todos sean capaces de comprobar por sí mismos si va a venir físicamente o si va a participar de forma virtual. Mujeres y hombres deben escribir por separado, y luego discutir el asunto y en estrecha colaboración adherirse a la decisión que se tome.

Lo más importante es la deficiencia; no necesitamos más que eso. Por lo tanto, se trata de la aclaración de la deficiencia, o de la aclaración de los obstáculos en el camino para alcanzarla, ¿qué interrupciones debo tomar conmigo con el fin de afinar las cosas y llevar a cabo la corrección?

Pregunta: ¿A quién debo pedir la deficiencia durante la lección: a mí mismo o a los demás?

Respuesta: Está escrito: “El que ora por su amigo recibe la respuesta en primer lugar”. Pero si tú estás pidiendo por los amigos sólo para que puedas ser el primero, tus oraciones no serán contestadas. Eso no es una oración por el amigo.

Pregunta: La última vez antes de salir al desierto, nos dieron la oportunidad de superar muchos obstáculos. Ahora, sin embargo, tenemos que encender el deseo por nosotros mismos. ¿Es esto lo mínimo con lo que tenemos que llegar al desierto?

Respuesta: Hoy en día mucho se exige más de ti. En ese momento se esperaba una revelación, pero nosotros no dijimos exactamente lo que debería revelarse. Ahora decimos: Tenemos que revelar el deseo, la deficiencia. Yo no necesito nada, solamente este deseo.

¿Hacia qué exactamente está dirigido esto? ¿A la revelación del Creador? No, está dirigido a otorgar. Ninguno de nosotros tiene el deseo de otorgar, y queremos que se manifieste en todos nosotros. Después de todo, el deseo de otorgar que me llena es en realidad la Luz. Estoy feliz porque quiero otorgar, y no necesito nada más que eso. Incluso si el Creador no me permite otorgar, el deseo solamente me llena y me trae placer.

Entonces nosotros comenzamos a comprender los detalles, y a subir la montaña hasta el palacio del Rey.

No hay nada que añadir aquí. Tenemos la oportunidad de llegar a la deficiencia correcta, que nos llenará. No necesitamos nada más.

(67956 – De la 4º parte de la lección diaria de Cabalá del 1/29/12, “Introducción al Estudio de las Diez Sefirot”)

Material relacionado:

¿Cuándo será significativo salir al desierto?
La convención comienza con nuestra demanda
Consejo acerca de la preparación para la convención

Día de la unidad alrededor del mundo – 30.01.2012

Lectura acerca de “Adquirir un deseo para dar”
Descargar: WMV Video | MP3 Audio

El equipo de constructores de escenarios

Pregunta: ¿Cuál debe ser el mínimo para mantener el grupo, y qué es lo más importante?

Respuesta: Hay muchos tipos de trabajo y relaciones en el grupo: en los cuales los amigos son más pequeños que yo, más grande que yo, o iguales a mí, y ya sea que me relacione con ellos como la revelación del Creador, o que los use como un escudo. El grupo lo es todo. Es un deseo que puedo manejar, con el que puedo jugar, y a través de él, saber cuál es mi actitud hacia el Creador. A través del grupo yo adquiero un Masaj (pantalla). Todos mis peticiones, mis oraciones, mis deseos, mis definiciones, aclaraciones pasan a través del grupo hacia el Creador.

El grupo es la brújula con la que puedo enfocarme en el Creador, la fuerza superior. Si puedo conectarme con los amigos y ser incorporado en ellos, estaré más concentrado y enfocado con mayor precisión en el Creador. En el mundo corporal yo veo a alguien y puedo acercarme a él. Pero en el mundo espiritual, no veo al Creador, no sé qué es el atributo de otorgamiento, o donde se encuentra, en qué rango de frecuencia. Es como si tuviera una radio, pero no sé cómo encontrar la estación que estoy buscando entre millones de otras estaciones.

Así que tengo un problema, ya que no sé qué es la espiritualidad, y yo me la imagino de una manera completamente equivocada. Si fuera simplemente lo opuesto sería bueno, ya que por lo menos me daría una cierta dirección. No sé por dónde buscarla en absoluto. Estoy de pie en medio de un círculo y puedo ir en cualquier dirección en 360 grados, y de acuerdo con mi naturaleza nunca seré capaz de adivinar la dirección correcta.

Por lo tanto, sólo hay un medio: el grupo, a través del cual de alguna manera puedo imaginar el atributo de otorgamiento. Si yo anhelo conectarme con ellos internamente, entonces en ese sentido, en mi anhelo por ellos, comenzaré a sentir qué es el atributo del otorgamiento del Creador. Así, puedo establecer mi actitud hacia Él dentro de mí.

Por lo tanto, el grupo se convierte en la cosa más preciosa para mí, en un medio por el cual puedo alcanzar mi meta única y más importante. Comienzo a sentir que, cuando estoy con el grupo y establecemos la conexión entre nosotros, podemos descubrir al Creador. El Creador se revela sólo en ese estado, en la deficiencia colectiva, en el sentimiento colectivo que se crea entre el grupo y yo. De lo contrario, no tiene donde revelarse.

Es como si nosotros construyéramos juntos un escenario, en el cual el Creador puede aparecer y realizar, dentro de la sensación de nuestra conexión colectiva, la garantía mutua, nuestra adhesión. Si este no existiera, no existiría el atributo de otorgamiento, en el cual podría ser revelado el Creador, debido a que se requiere una equivalencia de forma para ello.

(67713 – De la 1º parte de la lección diaria de Cabalá del 1/25/12, Shamati # 175)

Material relacionado:

La corrección sólo es posible en el grupo
¿Qué pasa si tu deseo no arde?
Las manos que te sostienen sobre el abismo

Dime cómo ves al grupo y te diré quién eres

Pregunta: ¿Dónde debería cada uno de nosotros empezar a crear su propio entorno?

Respuesta: Empieza de la necesidad de evocar inspiración e impresionar a cada uno a través de tu deseo de crear el entorno. Trata de estimularlos sin palabras en el hecho de que todos deberíamos anhelar crear un entorno que nos obligue, nos cambie, y nos traiga más cerca para que nos conectemos. Esto es una necesidad. Sin dicha sociedad, sin las correctas conexiones entre nosotros, no hay lugar donde la espiritualidad pueda revelarse. La espiritualidad se revela sólo en la conexión entre nosotros.

La forma de conexión entre nosotros es la forma del mundo espiritual, la forma del nivel en el que la persona está. El momento en que este me influye y quiero descubrirlo, el nivel de conexión dependerá de mí. En el mismo grupo hay aquellos que lo ven en el nivel 50 y hay aquellos que lo ven en el nivel 5 y hay otros que pueden mirarlo como absolutamente perfecto, en el Gmar Tikkun (Final de la Corrección).

La realidad espiritual no tiene una forma predeterminada; todo depende de la persona. Es por esto que necesito tanto el entorno, para que éste me obligue a tratarlo correctamente. Esto es todo lo que necesitamos.

En realidad, cuando veo que está corregido, veo que siempre ha sido de esta forma, y sólo yo estaba carente de deseo de descubrirlo, carezco de sensibilidad. Ahora también estamos en el grupo y en un entorno que está en el Gmar Tikkun, en el mundo del Infinito. Pero este no me estimula para descubrir aquello. Al evocar a los amigos, creo un efecto que me ayuda a descubrir que ellos están absolutamente corregidos.

Como resultado de este ciclo que regresa a mí, me corrijo. Esto se llama rezar, juzgarme a mí mismo, ver cómo regreso a la correcta actitud a través del entorno. Tenemos que darle a esto muchos pensamientos ya que todo empieza y termina ahí.

(67843 – De la 3º parte de la lección diaria de Cabalá del 1/20/12, “Introducción al Libro del Zóhar”)

Material relacionado:

Activando la cadena de correcciones
El entorno apropiado
No se queden sumidos en el tiempo

El mal vestido de bien

Pregunta: De acuerdo con el método de formación integral, a la persona no se supone que deban mostrársele malos ejemplos. Pero las cosas de la psicología son un poco diferentes: La persona habla de sus desgracias y comienza a evaluar lo que está haciendo mal. En esencia, la persona es puesta en contacto con su lado funesto, su lado malo, el cual luego trata de corregir.

Respuesta: Nuestro enfoque es totalmente diferente: ¡El mal no existe! ¡No hay maldad en el mundo! A pesar de que toda la naturaleza nos parece mala, es sólo porque la utilizamos de forma incorrecta. Si la usamos de una manera diferente, será bondad absoluta. Y también podemos utilizar el egoísmo para el bien, y no para el mal.

Cuando yo juego en contra de mi propio egoísmo, es decir, cuando comienzo a evaluarlo y a trabajar con él como con un instrumento de ascenso mío sobre él, se convierte en mi punto de partida, en la directriz según la cual yo me mido a mi mismo: cuánto asciendo y cambio.

Considero mi egoísmo como una esencia negativa dada a mí, que yo debo vestirme adecuadamente de una intención completamente opuesta: utilizarlo enteramente para el otorgamiento, el amor y la conexión. Entonces, el egoísmo será siempre de gran ayuda para mí, el constantemente me empujará y me aguijoneará, me tirará de algún lado, y yo siempre trabajaré en contrapeso con él al encontrar formas de pasar por encima de él. De esta manera me ayudará al estar “en mi contra”.

Sabemos que cualquier seguimiento o cualquier otro sistema de desarrollo deben constar de dos fuerzas opuestas. Y estas fuerzas opuestas entre ellas logran el mejor resultado posible, el denominador común al equilibrar la una con la otra.

Esta es la razón por la cual el egoísmo dentro de mí debe ser compensado por el deseo de elevarme por encima de él, apoyándome en el entorno, en la ayuda de los vecinos, amigos y de toda la comunidad a fin de elevarme por encima de él. Estos dos sistemas, la sociedad, el entorno por un lado y mi egoísmo por el otro, me están ayudando. Y es como si estuviera de pie entre ellos y me estuviera elevando de esta manera.

En última instancia, examino mi egoísmo, revelo las cualidades que pueden ayudarme a elevarme por encima de él, lo utilizo para el otorgamiento, el progreso, la alegría, y para ayudar a los demás, y entonces se convierte en la fuerza, la masa, la materia, con la que estoy trabajando. ¡Yo de ninguna manera trato de destruirlo! El sigue desarrollándose en mí, y le doy la bienvenida con alegría a todos los matices de su desarrollo.

La persona moderna lo saluda con dolor, con tristeza: “¡Otra vez yo! ¿Qué he hecho?” Pero este no soy yo. Es la naturaleza que se revela en mí de esta manera; una enorme naturaleza egoísta que se revela en nosotros específicamente de esta manera, por lo que tendríamos que seguir unidos a ella.

Esta es la razón por la cual el egoísmo es un motor que nos mueve hacia adelante. Nosotros necesitamos de todas sus formas, de todas sus manifestaciones, incluso de las más horribles, para que podamos vestirlas con ropajes bonitos.

Este horror permanece en el interior, y lo dejó permanecer allí. Pero cuando le ponemos una cáscara completamente diferente y opuesta a él, podemos crear una disonancia, un dipolo en cada una de nuestras cualidades que nos ayuda a aumentar la fuerza del egoísmo y a utilizarlo para el bien de los demás, de tal manera que creamos una estructura completamente diferente llamada “hombre”.

Esta es la primera vez en la historia que estamos llegando a un estado en que seremos capaces de elevarnos por encima del nivel de nuestra existencia corporal (por el bien del cuerpo físico) hacia el nivel en el que creamos una estructura completamente diferente, una estructura espiritual: una humanidad virtual común, en la que todo el mundo está interconectado y se completa mutuamente. Y este mecanismo único e integrado, el llamado Adam, que es el prototipo del colectivo humano en el mundo, nos da la oportunidad de alcanzar todas las fuerzas de la naturaleza, todas sus profundidades, y utilizarlas de la manera correcta.

Por lo tanto, de ninguna manera podemos destruir o neutralizar el egoísmo, por el contrario, nos regocijamos en todas sus manifestaciones negativas, como un escultor que se encuentra un buen material para hacer una escultura. Por supuesto que él está mirando la gran cantidad de trabajo que se necesita para esculpir una forma específica. Pero él está contento de que este material haya caído en sus manos.

Es lo mismo con nosotros. La revelación del egoísmo es el nuevo material con el que puedo trabajar. Y sólo tenemos que cambiar nuestra forma de utilizar el material y no el material en sí, en lugar de hacer algo a costa de los demás, tenemos que hacerlo para su bien.

(67692 – De una “charla sobre la educación integral” # 7 del 12/14/11)

Material relacionado:

El mal nos muestra la forma del bien
Instrucciones para enlatar el egoísmo
La alegría de despertar al mundo

Combatiendo el desempleo juvenil

En las noticias (de CNBC): “La juventud debería trabajar gratis por un máximo de dos años para ganar experiencia, dijeron el jueves los jóvenes y los líderes de negocios en el Foro Económico Mundial en Davos”.

“Una nueva resolución de la ONU para proteger la importancia del trabajo voluntario de los jóvenes por un par de años, fue impulsada por los delegados incluyendo a Maurice Lévy, presidente y director ejecutivo de Publicis Groupe, como parte de un debate moderado de la CNBC sobre cómo impedir la pérdida de una generación de jóvenes desempleados”.

“El mundo necesita 600 millones de trabajos nuevos en la próxima década para hacer frente a un aumento de la población y a los efectos de la crisis financiera de acuerdo a las cifras publicadas a principios de esta semana por la Organización Internacional del Trabajo”.

Mi comentario: De este modo, los capitalistas quieren poner el problema del desempleo sobre los hombros de la sociedad. Más allá de eso, ellos desean que el estado sostenga a los desempleados. Pero el mundo no necesitará de nuevos trabajadores, al contrario, el desempleo se incrementará. La persona no debería estar ocupada en trabajos inútiles que cuestan mucho más que los subsidios por desempleo, sino en eso que verdaderamente ayudara a la comunidad: educar a todo el mundo acerca de la cooperación y la garantía mutua, lo cual traería a la sociedad el equilibrio con la naturaleza y beneficiaría al mundo.

(67981)

Material relacionado:

Expertos de la ONU predicen un aumento del desempleo juvenil
Jóvenes especialistas golpeados por la crisis
La generación perdida de hoy y mañana

La depresión es la mejor consejera

Opinión (de Snob.ru): “Los pacientes con depresión tienden a evaluarse ellos mismos y al posible giro de los acontecimientos de un modo más realista mientras que la gente con buena salud tiende a sobreestimar”.

“El lado negativo de la depresión incluye tristeza, apatía y pérdida del apetito, sin embargo aquellos que sufren de depresión son notablemente mejores en tomar decisiones que la gente sana porque ellos son más propensos al análisis y a ser más cautelosos”.

“Los problemas cognitivos son resueltos de mejor manera por la gente con nivel medio de depresión. La depresión humaniza a la persona y la hace más moral. En un estado maníaco la persona puede ser violenta y cruel, pero en un estado de depresión uno comienza a ser más sensible y misericordioso”.

“Si bien todo esto es aliviador, esto no justifica la depresión”.

Mi comentario: La Cabalá desarrolla la habilidad de uno para estar en dos estados opuestos simultáneamente. Por ejemplo, la persona puede sentir alegría y tristeza simultáneamente porque junto a su egoísmo, la Cabalá también desarrolla su cualidad de otorgamiento y compasión. Esto aumenta constantemente la percepción de la persona y la conciencia del mundo y le permite a él o a ella ser llenado por esta mientras que nunca se quedará vacío. Esto es imposible de lograr a través de nuestras inherentes cualidades egoístas.

(67986)

Material relacionado:

Los datos y estadísticas de la depresión
La UE está al borde de una recesión de alcance desconocido
No es necesario un “tratamiento de muerte” para experimentar la eternidad y la perfección

Alemania, la crisis financiera y climática

En las noticias (de gismeteo.ru): “En Alemania las plantas exóticas se vuelven verdes y en noviembre tienen una cosecha de fresas. Una sequia durante el otoño es un fenómeno muy raro. En Bavaria arde un parque nacional. El fuego devora un bosque único. El rio Rin descendió hasta tal nivel que en algunos lugares se puede atravesar sin mojarse los pies”.

“Las arteria fluviales se secaron y es imposible transportarlos envíos. En el cielo vuelan perdidas bandadas de patos que hace tiempo deberían estar en el sur. Y nada indica que a unos 300 kilómetros al norte haya inundaciones y tormentas”.

Mi comentario: Pero los habitantes de Bavaria no tienen de que preocuparse: el calentamiento global está siendo reemplazado por el enfriamiento. Hemos pasado el punto máximo del calentamiento y ahora empieza el enfriamiento. Pero nadie sabe cómo progresará porque hay gran cantidad de gases que producen un efecto invernadero…

(62798)

Material relacionado:

¿Cómo podemos alcanzar el equilibrio con la Naturaleza y detener el calentamiento global?
El cambio climático amenaza la salud mental
La revolución global

¿Qué significa “alcanzar una respuesta”?

Si desde el principio no quieres ir de Lo Lishmá  (no en Su nombre) a Lishmá (en Su nombre), hacia el otorgamiento, entonces es preferible no hacer nada en absoluto. Al menos no le pidas al Creador para el bien del ego. Después de todo, acuerdas una asociación con Él, sólo para obtener más de Él.

¿Cómo debemos actuar para no convertirnos en sanguijuelas que exigen “¡Dame tanto este mundo como el mundo por venir!”, sino en lugar de esto, aprender del Creador acerca de Su atributo de otorgamiento sin, “aprovecharme” de su riqueza?

Entonces, el estado de Lo Lishmá es muy delicado, serio, dramático, y cambia la vida. Después de todo, a partir de este punto, puedo ir en dos direcciones completamente diferentes y necesito tomar una decisión.

La búsqueda del significado de la vida, su fuente y objetivo, me lleva hasta este punto, al maestro, al grupo, a los libros, al sistema, y comienzo a aclararlo. A partir de esto, puedo regresar en todo tipo de direcciones, y puedo ir hacia adelante.

Pero ¿cómo puedo descubrir dónde es “adelante” y dónde es “atrás”? Después de todo, no veo la dirección. Me pueden hablar de esto mil veces, pero aun así no lo veo. Necesito aclararlo yo mismo.

Atrás es la muerte y adelante es la vida, pero yo lo percibo de forma completamente diferente ¿Cómo puedo verificarlo para dirigirme constantemente yo mismo?

Con respecto a este punto tengo socios: el grupo, el maestro y por supuesto, el Creador. Ahora necesito organizar todos esos componentes para avanzar en la dirección del bien.

Pero ¿qué es el bien: es lo que es bueno para mí, para mi ego, o se trata de las metas de alguien más? Existen muchas preguntas aquí y necesito aclararlas. Me parece que estoy dentro de una esfera con 360 grados de direcciones para elegir, ¡Y puedo elegir la dirección que me plazca! ¿Hacia dónde debo ir? Esa es la enorme pregunta que la persona enfrenta.

Le toma mucho tiempo hasta que aclara este asunto, y esta aclaración finaliza sólo en Gmar Tikkun (final de la corrección). De esta manera alcanzamos la respuesta a la misma pregunta acerca del significado de la vida con la que llegamos. Aun cuando te pareció que habías comenzado a sentirla y a entenderla antes, en realidad la alcanzamos sólo al final. En realidad dentro de esta pregunta están incluidos todos tus pensamientos y deseos, y todos ellos necesitan ser corregidos y llenados, y entonces significa que llegaste a la respuesta.

Estamos ante este punto, y necesitamos conectarnos juntos: el grupo, el maestro, el Creador, y otro componente, la Torá.

El Creador es la fuente. El grupo, el maestro y Yo, son los medios. La Torá es la fuerza corrección que yo activo. Entonces está dicho, “Israel, la Luz y el Santo, Bendito sea, son Uno”. Y si los conecto todos en un lugar, el camino correcto se abre ante mí.

Este camino no existe por sí mismo, es creado ante mí como una dirección que fue abierta, como una flecha directa, como un vector, bajo la condición de que yo elija todos elementos de los datos correctamente. Necesito organizar correctamente cada vez todos los atributos, mis pensamientos y deseos, para aclarar la dirección, y avanzar hacia adelante una y otra vez. De esta manera, nos corregimos.

(67033 – De la 3º parte de la lección diaria de Cabalá del 11 de Enero del 2012, “Estudio de las Diez Sefirot”)

Material Relacionado:

¡No dejes de pedir!
La clave está en encontrar el camino correcto
Contra la corriente

No des la espalda al Creador

Pregunta: ¿Qué quiere el Creador a través del Libro del Zóhar?

Respuesta: El Creador no quiere nada. Él quiere lo que tú quieres. Él está constantemente en la ley de otorgamiento absoluto. Y las Reshimot (genes de información) se despiertan en ti todo el tiempo y te revelan cuán opuesto eres a esta propiedad total de otorgamiento que gobierna en todo el mundo.

Mientras más fuertemente se abran en ti las Reshimot, más opuesto te sentirás a esta ley, a esta fuerza, en diversas formas. Día a día, tu mundo te parecerá mucho peor desde cualquier lado.

¿Quieres quedarte en este? Quédate ¿Quieres alejarte de la miseria? ¡Avanza! ¿Quieres hacer algo contigo mismo? Hazlo. Usa este poder del bien ¿Cómo? Si te esfuerzas por ello, entonces descubrirás su mayor impacto sobre ti. Si no te esfuerzas, no descubrirás.

El Creador no cambia. Mediante tu aspiración, serás capaz de atraer más ayuda, más poder de Él. Y si no lo anhelas a Él, si le das la espalda a Él, revelarás algo diferente.

El Creador no quiere nada. Sólo decimos: “Su deseo es traer placer a las criaturas” porque pensamos que Su deseo es el mismo que el de nosotros, que este opera y realiza. Si opera y realiza, pero de una forma que no cambia. Y es por eso que, en contraste con nuestro mundo, este es un estado estático, en el que todo depende de ti. Todos los cambios dependen de ti.

Las Reshimot te son reveladas sólo a ti para que sientas cambios; no es Él quien está cambiando en cada momento. El Creador no cambia; la Luz está en reposo absoluto. La criatura quería llevar a cabo la primera restricción (Tzimtzum Alef) y lo hizo; la segunda restricción, ¡Por favor hazla! y el Creador acepta, pero nada más. La criatura hace todo. Sólo relatamos en nuestro lenguaje terrenal que el Creador actúa en todo.

Así, si quieres cambiar algo, no debes olvidar que somos nosotros los que cambiamos.

(67949 – De la 2º parte de la lección diaria de Cabalá del 29 de Enero del 2012, El Zóhar)

Material Relacionado:

Responder a la consistencia con consistencia
Todo se lleva a cabo según nuestros reshimot, genes espirituales
Hacia el infinito por la escalera de los reshimot