Trae tu mitad del Infinito

Israel (Yashar-El) es una persona que tiene un punto en el corazón que tira de él hacia el Creador y lo que le obligó a comenzar este trabajo. El trabajo se reduce a la adquisición de un deseo, porque sólo este es necesario del fin del hombre. Por lo general, buscamos el llenado, esta es nuestra aspiración natural. Pero aquí tenemos que cambiar por completo nuestro enfoque.

En nuestro mundo siempre carecemos de llenado, porque siempre tenemos un deseo por el llenado material: quiero una cosa, otra, y una tercera, y busco la manera de satisfacer mi deseo.

Pero en el mundo espiritual, todo es al contrario. ¡El llenado está siempre presente, pero no hay deseo! Por lo tanto, tengo que trabajar en el deseo, en la necesidad, en vez de trabajar en el llenado como en nuestro mundo.

Por lo tanto, Israel, es llamado “Una cabeza para mí” (Li-Rosh, se deriva al cambiar el orden de las letras) es la persona que entiende que su trabajo se encuentra en la búsqueda del deseo, en su construcción, y formación de manera correcta, para que se adapte a la segunda mitad, al llenado que ya está presente. Después de todo, el Creador ya llena toda la tierra.

El 100% del trabajo del hombre es llamado la mitad del estado perfecto, del mundo del Infinito. La segunda mitad es el 100% de la Luz que llena este 100% de deseo.

En cada nivel es posible alcanzar un 100% del deseo de acuerdo a ese nivel, para llenar el 100% de la Luz que pertenece a ese nivel.

Por lo tanto, en primer lugar necesitamos comprensión y apoyo mutuo, darnos cuenta que debemos trabajar en el deseo, más que en el llenado. Los años pasan hasta que la persona cambia su enfoque, dejando atrás a aquella persona que solía ser en nuestro mundo.

Resulta que no hay lugar hacia el cual la persona pueda escapar, sino sólo profundizar dentro de sí misma. Es por eso que se llama “trabajo interior” o el mundo interior. Es porque uno tiene que explorar profundamente dentro de su corazón, en vez de perseguir a algunos de los efectos externos. Todo depende del deseo que hay dentro del corazón.

(65425 – De la 1º parte de la lección diaria de Cabalá del 1/5/12, Escritos de Rabash)

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta



Entradas Previas: