entradas en '' categoría

El contador de los cambios internos

Pregunta: ¿Cómo reconozco yo la respuesta de la Luz a mi petición?

Respuesta: Primero, cualquier cambio es para bien, aún si este no se siente muy placentero. Segundo, hay cambios constantes, sólo que no somos capaces de contarlos.

El nivel de nuestra sensibilidad es demasiado burdo para percibir los cambios que suceden en mí. El contador está activo, pero solamente después de que llegue a 1000 RPM hace que yo comience a sentir este salto en el intervalo de más de 1000. Y el contador se mantiene rodando, este alcanza 2000 RPM y yo siento otro cambio. No puedo reconocer cada RPM pequeña, delicada.

Pero mientras asciendo los grados espirituales, yo incremento mi sensibilidad y comienzo a distinguir mejor los cambios. Es decir que “el Creador está exigiendo hasta el aliento del cabello de los justos”. Yo distingo este cabello fino, pero anteriormente yo no hubiera visto una gran roca.

(69753 – De la 2º parte de la lección diaria de Cabalá del 14 de Febrero del 2012, El Zóhar)

Material Relacionado:

 

La estación de radio del creador
Todo a su debido tiempo
Un despertador invisible

Perdón, ¿qué tiene que ver con esto la humanidad?

Cuando la persona llega a la Cabalá, no entiende por qué ella necesita a la humanidad. La Cabalá nos dice que existen fuerzas que operan por encima de nuestro mundo, que describen el mundo en nuestra percepción. Es por eso que deseamos volar a alguna parte, hacia lo desconocido, hacia el Creador, hacia Su sistema espiritual.

En consecuencia, el hombre también percibe los materiales de estudio personalmente, por su cuenta, sin sentir la necesidad de unirse con los demás. Esta es la percepción inicial, muy limitada percepción con la que todos nosotros, siendo egoístas, comenzamos nuestro viaje.

Sólo después de varios años, como resultado de la influencia de la Luz circundante, entiendo yo que no tengo más remedio que unirme con mis amigos y revelar la Luz en la conexión interna de ellos. Pero cuando piensas acerca de ti, la Luz tiene un efecto contrario: Esto me demuestra lo equivocado que estoy, y luego veo que tengo que unirme con el grupo. Que yo encontraré el mundo superior allí, en lo profundo de él.

Esta es una revolución muy grande en la conciencia. El hombre comienza a comprender que el mundo espiritual realmente existe, que existe en la conexión entre la gente, en un lugar con coordenadas completamente anti egoístas.

Entonces surge un problema: ¿Cómo te demuestras esto a ti mismo? ¿Cómo llevarte a ti mismo más cerca de tener una actitud correcta? Esto debe llegar a ser tan importante que todo lo demás parecerá como extraño. A partir de ahora me centraré sólo en el grupo, en la unión con él. Es mi único objetivo y nada más porque yo dependo de él. Esta es la segunda etapa.

Y entonces aparece la tercera etapa, una aún más complicada, cuando te das cuenta que también es necesario hacer difusión masiva. “¿Desde cuándo? Vamos hacia el Creador, después de todo. Al principio yo quería llegar solo, entonces comprendí que necesito un grupo. Pero ¿desde cuándo tengo que cuidar de los demás? Mil millones de chinos, mil millones de hindúes, quinientos millones de sudamericanos, quinientos millones de europeos, africanos, ¿qué tienen que ver con esto? ¿Quién cuida a quién y por qué tengo que hacerlo yo?”

Aquí le explicamos nosotros a la persona que ella, el grupo, y toda la humanidad deben unirse con el fin de llegar a ser como el Creador. Otro obstáculo con el cual está en desacuerdo es: “Mis amigos y los grupos del mundo tienen un objetivo, pero los otros no”.

Y esto también es cierto. Después de todo está escrito: “Israel, la Torá, y el Creador son uno”. “Yo soy Israel”, el grupo es la “Torá”, la Luz que reforma. Y juntos vamos hacia el Creador.

Por otro lado, el restante 99% se encuentran por debajo y aspira hacia sus placeres corpóreos. Entonces, ¿por qué los necesitamos?

En respuesta a esto, una y otra vez, tenemos que explicar que somos un eslabón transitorio y que debemos convertirnos en “un reino de sacerdotes”, en otras palabras, debemos educar a toda la humanidad acerca de garantía mutua y de la unidad integral. Entonces, conectaremos las masas a nosotros, como AHP se conecta con Galgalta ve Eynaim (GE), y nos uniremos con todas las personas con el Creador en las diez Sefirot.

Es muy difícil de explicar esto a los amigos en el grupo. El grupo es nuestro campo de acción, la fuente de todo, y en el que lo revelamos todo. El circulo se manifiesta así: AHP, nosotros, el Creador, todo dentro, todo termina en el grupo en una única vasija, tejida a partir de la unidad de los puntos en nuestros corazones. Una parte de ella viene desde abajo y una parte viene de Arriba.

Nuestros grupos no entienden y no quieren cambiar para ser los mensajeros de la garantía mutua a las masas. Es muy difícil para la persona permitirse a sí misma algo tan opuesto, observar cómo las diferentes cosas se conectan en una sola. Pero todo saldrá bien gradualmente.

(69764 – De la 4º parte de la lección diaria de Cabalá del 14 de Febrero del 2012, Introducción al Estudio de las Diez Sefirot”)

Material Relacionado:

Trabajando en círculos
La corrección no es para nosotros, sino para el mundo
El mundo espiritual, tal como es, sin ningún milagro

Preguntas sobre el Creador

Pregunta: ¿Por qué estamos siempre corriendo de la vara que nos golpeará? ¿Por qué el Creador no nos gobierna de una forma más suave, mucho más alentadora? La realidad de la forma en que se creó, hace que la persona sienta que Él no es el bien que hace el bien, sino el mal que hace el mal. ¿Por qué no nos enseña guiándonos en lugar de hacerlo por medio de la vara?

Respuesta: De otra forma no renunciaríamos a nuestro egoísmo.

Pregunta: ¿Por qué el Creador tiene la necesidad de dar? ¿Por qué quiere dar?

Respuesta: ¡Esa es Su naturaleza!

Pregunta: Mi percepción es que el objetivo de acercarse al Creador para poder llegar a ser espiritualmente uno con Él, podría ser interpretado como la tentación de Eva. La promesa de llegar a ser como Dios era una poderosa persuasión, y en la enseñanza religiosa no es algo que debamos desear. Existe realmente un conflicto aquí, y si es así, ¿hay una explicación para ello?

Respuesta: No es volverse Dios, sino ser similar a Dios en la propiedad de amor y otorgamiento.

(55467)

Material Relacionado:

El amor que abre el corazón
Preguntas sobre la simplicidad de nuestras explanaciones y la carencia del creador
Con el libro del zóhar hacia la revelación del creador

¡Todos para uno y uno para todos!

Pregunta: ¿Puede profundizar acerca del concepto de “garantía mutua“? ¿Qué quiere decir con eso?

Respuesta: El propósito de la creación del universo es llevarlo hasta la homeostasis. El punto final del desarrollo de cualquier subsistema es el equilibrio con todos los sistemas. Se concluye de la investigación de la naturaleza inanimada, vegetativa, y animada: Todos esos niveles se esfuerzan por llegar al equilibrio.

¿Por qué sopla el viento? La presión en un lugar es mayor que en otro lugar. Cualquier parámetro físico fuera de equilibrio, en última instancia, aspira al equilibrio, a la media, a la interconexión mutua y a la influencia mutua. Todos los niveles de la naturaleza están sostenidos el uno por el otro: plantas, minerales, animales, etc.; todos existen en constante circulación mutua.

El último grado de la naturaleza llamado “Adam” u Hombre (la imagen general del conjunto) necesita incorporar todos los niveles previos dentro de sí. Los seres humanos tienen que alcanzar ese estado colectivo, la reciprocidad en la conexión, en la que precisamente ellos serán los que determinen toda la estructura global correcta de la naturaleza, su armonía. La persona necesita alcanzar esto a través del entendimiento, la realización, y el estudio de esta imagen.

Necesitamos estudiar los sistemas integrales en los cuales todo está conectado: el principio, el final, el medio, y el centro. No hay una sola cosa que determine algo, sino que cada uno y todo determinan todo el resto. Es como un holograma, y nuestro universo, así como prácticamente cualquiera de sus fragmentos, incluyéndonos a nosotros, está organizado de acuerdo a este principio.

Es por eso que nuestro estado final está caracterizado por el hecho de que cada uno es responsable de todos los demás ¡Todos para uno y uno para todos! Y esto se aplica a toda la humanidad.

Esta imagen, por supuesto, parece una fantasía, completamente opuesta a nuestra realidad de hoy. Nuestro deseo o razón simplemente no funcionan en esa dirección. Pero la naturaleza nos obligará a ello. De nuestra época en adelante, vamos a entrar en una crisis que está determinada precisamente por nuestra falta de equilibrio, por nuestra interconexión incorrecta de unos con los otros.

Por lo tanto comenzando con un pequeño grupo, con esta visión del futuro, estamos obligados a establecer constantemente esta condición ante nosotros. Sin importar como le llamemos a este futuro sistema, incluso si le llamamos “comunismo”, no obstante es el sistema más estable planeado por la naturaleza. Y será alcanzado ya que este es el estado de equilibrio.

Ahora surge una pregunta: “¿Cómo se lo presentamos a las personas? ¿Qué significa la garantía mutua?”

Incluso ahora, vemos del ejemplo de la Unión Europea, que no es capaz de unirse, en la que la ausencia de un desarrollo y educación integral no les permite ver correctamente la situación en la que están. Constantemente eligen las soluciones lineales, egoístas en lugar de las soluciones “redondas”. Ellos se relacionan constantemente consigo mismos como un sistema discreto y no como uno análogo. Ahí está el problema. Es por eso que todas sus resoluciones no llevarán a ningún lugar.

Este será un proceso muy largo de desintegración, tal vez incluso de una guerra mundial. O, tal vez, como resultado del sufrimiento, gradualmente llegarán a una decisión correcta porque ya hay personas que hablan de la necesidad de la unidad absolutamente completa.

¡Pero ¿se puede lograr la completa unidad de 27 países?! Incluso si la limitas a diez países, aún es una enorme división en todos los parámetros. Por lo tanto, es necesaria la educación.

La educación, su base y meta esperada, es lo que llamamos una mutua interacción integral o garantía universal en la que avalamos y somos responsables el uno del otro y creamos nuestra sociedad precisamente de esta manera. Los miedos desaparecen. Las preocupaciones desaparecen. Sé exactamente lo que tengo que hacer en la sociedad. Confío absolutamente en que recibiré lo mismo que todos los demás. Estoy seguro de que tendré todo lo necesario para la vida.

De esta manera neutralizamos cualquier problema que pueda surgir en algunas perturbaciones sociales. Claro, esta es una imagen ideal, así que tenemos que llegar a ella gradualmente.

(68567 – De las “Lecciones sobre el nuevo mundo”, # 8 del 15 de Febrero del 2011)

Material Relacionado:

La maravillosa fuerza de la unidad
Todos creemos en algo
Un pequeño fuego que enciende miles de velas

Este cruel, cruel mundo

Pregunta: Supongamos que reunimos personas en un grupo de formación integral, y que ellos tienen que pasar por varias etapas: llegar a conocerse entre sí y empezar a sentirse seguros. En Rusia, la última fase se lleva la mitad del tiempo asignado para la educación, debido a que la gente no confía en los demás. Ellos poseen una gran experiencia en el impacto negativo que ejerce el entorno en la persona. Se necesita tiempo para que la persona se relaje, para que crea que nadie le desea ningún daño. ¿Con qué debe llenarse este tiempo?

Respuesta: Es muy difícil trabajar con personas que siguen reapareciendo en el mundo ordinario y cruel. Ellas se relajan un poco más dentro del grupo, pero para ellas es como un juego que les permite tomar una “pastilla” y tranquilizarse durante algún tiempo. Y después, cuando vuelvan al mundo cruel, todo se desvanecerá.

Ellas se dan cuenta de que llegan al grupo únicamente con el fin de relajarse, pero no para llegar a ser diferentes. Ellas no pueden permitirse ser diferentes, porque entonces estarían indefensas en este mundo, terminarían volviéndose como pequeños conejitos en medio de lobos y zorros. Por lo tanto, este es un gran problema.

El grupo necesita crear su propio microclima y ser relativamente grande con el fin de retener a la persona dentro de su marco. La persona debe sentir su apoyo, ya sea en casa o en el trabajo: a través de llamadas telefónicas, de mensajes de texto, y así sucesivamente. Es decir, las personas constantemente deben permanecer en un estado de garantía mutua, deben apoyarse mutuamente, y cuidar después el microclima que aparece cada vez que nos formamos en una sociedad pequeña.

En realidad, esta sociedad podría ser artificial. ¿Cuál es la diferencia? Nos sentimos bien dentro de ella. En cierto sentido, es un refugio psicológico.

En lo que respecta a Rusia, creo que todo puede cambiar muy rápidamente allí, debido a que la gente está internamente preparada para ello. Ellos no están divididos en clases sociales; sino que simplemente fueron divididos artificialmente. Su así llamado pasado socialista, en el que la libertad y la igualdad están por lo menos en la agenda, todavía encuentra fuerza y se manifiesta dentro de ellos.

Por lo tanto, si fuera posible eliminar la terrible negatividad externa que entra en erupción ante los medios de comunicación y, sobre todo de esta así llamada cultura, entonces creo que esto podría lograrse rápidamente. La gente ha acumulado tal potencial negativo que con gusto aceptaría algo completamente diferente.

(68571 – De las “Lecciones sobre el nuevo mundo”, # 8 del 15 de Diciembre del 2011)

Material Relacionado:

La maravillosa fuerza de la unidad
Todos creemos en algo
Un pequeño fuego que enciende miles de velas

El resplandor del futuro

Pregunta: En el curso general de educación integral se dice que cualquier acción debe comenzar con una imagen integral general establecida como una meta ante la persona. Muy probablemente, un curso de psicología no es la excepción ¿Se concluye, entonces, que debemos comenzar cualquier actividad precisamente con qué? ¿Cuál es la mejor forma de hacerlo?

Respuesta: Es importante notar que esto no es sólo una recomendación sino una necesidad fundamental. La persona debe siempre perseguir una meta y permanecer enfocado en ella para que cada momento que él pase, cada expresión, o participación en ciertos juegos y discusiones, todo esté dirigido hacia la meta.

Entonces él o ella se esforzarán por esta y desarrollarán un fuerte deseo por ella. Verán que todo tiene que estar dirigido hacia el alcance de la meta. Eso por un parte.

Por otra parte, dado que existe un campo unificado en la naturaleza dentro del cual todos estamos interconectados, cuando establecemos cierto objetivo para nosotros y conceptualmente imaginamos nuestro estado futuro, es como si convocáramos en nosotros las fuerzas de “atracción” de este futuro estado, fuerzas que nos impulsan hacia adelante. Es como si surgieran del objeto al que aspiramos y actuaran sobre nosotros.

Este es un fenómeno puramente psicológico: entendemos que hablando en general, esto no existe. Probablemente incluso nuestra noción del futuro no se corresponde con su imagen real: en el proceso de nuestro avance nosotros cambiamos gradualmente, y en consecuencia, nuestra visión del futuro cambia también.

De igual manera, le decimos a los niños: “Crecerás y serás esto o aquello, sólo sigue estudiando. Ya verás lo que va a suceder”. Él crece gradualmente y comienza a entender que mientras que antes imaginó que era un conductor de un gigantesco camión de la basura, ahora le parecen deseables diferentes metas. Le dibujamos diferentes imágenes del futuro para que las desarrolle más adelante en diferentes metas mayores.

Similarmente, necesitamos constantemente imaginar esta imagen hacia la cual, nosotros, como un niño, necesitamos crecer para que esta nos haga señas desde adelante. Entonces no seremos empujados desde atrás por fuerzas negativas de la naturaleza, por crisis, sino al contrario, nos moveremos hacia adelante impulsados por fuerzas positivas. Al hacerlo, acortaremos el camino y este nos resultará placentero.

Es por esto que necesitamos una visión de un futuro bueno, brillante, que esté sostenido por nuestro entorno, elevado ante los ojos de la sociedad por los medios masivos, etc. Entonces la persona adquirirá enorme fuerza e inspiración. Mientras tanto, la sociedad alentará a cualquiera que se esfuerce por la meta.

Necesitamos desarrollar una amplia base psicológica que arrastre a la persona como en una corriente y la lleve, y entonces ella de buena gana nadará con la corriente.

Pregunta: Cuando esté dando un curso de psicología integral, ¿Debo introducir un elemento de integralidad en todo lo que regularmente explico?

Respuesta: Si, porque un movimiento hacia la meta asume que en cada segmento del camino estás gradualmente lográndolo, acercando esta hacia ti. Es decir, si la meta representa una colección particular de nuevas cualidades, entonces cada paso hacia ella asume el dominio de esas cualidades, y necesitas controlar eso. Necesitas llevar a cabo un análisis y observar: Me moví hacia ella, o de pronto me desvié hacia algún lado.

Una desviación hacia un lado es muy peligrosa. Si no te das cuenta de tu caída justo al principio, esta diminuta desviación crecerá hasta una enorme transgresión, y nunca llegarás a la meta porque continuarás desviándote de ella.

(68576 – De las “Lecciones sobre el nuevo mundo”, # 8 del 15 de Diciembre del 2011)

Material Relacionado:

Lecciones de un nuevo mundo: avanzando con pasos pequeños
Música que caliente el corazón
¿Cómo alcanzan las palabras el alma?

¿La teoría del todo o el todo en la teoría?

Pregunta: El famoso científico Stephen Hawking, junto con un grupo de otros científicos creen que nuestro mundo tridimensional esta “bajo el agua”, la cuarta dimensión esta “por encima del agua”, y nosotros debemos aprender a “nadar” juntos. Ellos la llaman la “Teoría del todo”.

En general, ellos hablan acerca de once dimensiones que pueden ser descritas como once muros. El choque entre estas paredes es lo que causó el Big Bang. Entre los científicos que sostienen este punto de vista se encuentran los que tomaron parte en el proyecto del acelerador de partículas. ¿Qué podemos decir al respecto?

Respuesta: Desde luego, yo no subestimo los resultados de la investigación científica. Por el contrario, las sigo y las considero seriamente.

¿De dónde vienen todas estas teorías? El punto es que nuestro deseo egoísta cambia constantemente su forma bajo la influencia de la Luz que Reforma. Cuando esta cambia, se descubren las diferentes teorías, conceptos y percepciones dentro de ella. No estamos tan interesados en esto, excepto por la oportunidad de comprobar si la humanidad está avanzando hacia la verdad. ¿Siente ella su camino hacia en la oscuridad?

Al día de hoy, los científicos se enfrentan con un muro, con una pared, no con once. Si ellos desean seguir estudiando la naturaleza, tienen que cambiar. El acelerador debe estar dentro de la persona. Nosotros lo llamamos “apresurar el tiempo”, “tiempo de aceleración” y “acortar el camino”. Este acelerador se forma con la ayuda del grupo, cuando los amigos reciben el poder de la Luz y, cuando ellos pueden utilizarla realmente.

Los científicos no tienen los medios, a pesar de que ya lo han probado todo. El diámetro del anillo del acelerador es superior a 26 km. Sin embargo, incluso si se tratara de 26 millones de kilómetros, ¿y qué? Encontrarán más partículas y nuevos datos, y ¿entonces qué?

Con el fin de comprender la naturaleza, necesitamos la segunda fuerza que hay en ella, pero los científicos no tienen esa fuerza. Ellos están constantemente tratando de llegar a conclusiones y de aprender una parte de otra, lo cual es imposible. He oído hablar de la Teoría de Cuerdas, de la Teoría del Todo, y cosas similares cuando empecé a estudiar la ciencia. Estas teorías se derivan del crecimiento constante de nuestro ego, el cual constantemente inventa cosas nuevas. El gradualmente se aproxima a la verdad, pero al mismo tiempo, sigue siendo egoísta y no cambia internamente, cualitativamente.

Por lo tanto, la ciencia en general y la física en particular, han llegado a un callejón sin salida. Ya no hay un progreso real. Hay algunas áreas que todavía no hemos quebrado, como la genética, por ejemplo. Sin embargo, allí también, se trata más sobre las tecnologías que de alcanzar la esencia de los diferentes fenómenos.

La humanidad se enfrenta a una crisis global. Por lo tanto, si no revelan la segunda fuerza, la fuerza de la Luz, y no aprenden a trabajar juntos, nada nos ayudará. Después de todo, los científicos realizan experimentos con un nivel muy bajo. Supongamos que provocan una colisión de las partículas elementales, pero no estudian la otra parte del sistema general, que es la parte más grande, la parte que lo gestiona todo.

Asimismo me gusta ver los programas de ciencia en la televisión, pero en términos generales, la ciencia ha llegado a su fin.

(68594 – De la 3º parte de la lección diaria de Cabalá del 3 de Febrero del 2012, “Prefacio al Libro del Zóhar”)

Material Relacionado:

Aprendiendo a entender el lenguaje de la naturaleza
Stanley fisher: las teorías económicas no ayudan
Todos creemos en algo

La insoportable carga del amor absoluto

El Creador trata al ser creado con absoluta bondad y otorgamiento pleno, pero si el ser creado sintiera esta actitud, no tendría oportunidad de hacer nada por sí mismo; no tendría nada que añadir a eso. Esto lo anularía y lo calmaría.

Por lo tanto, existe el sistema de otorgamiento que oculta la Luz buena y benévola y la debilita para que la persona tenga libre albedrío. Entonces el amor absoluto, la buena actitud, no paraliza al ser creado, sino que le da una oportunidad de añadir su actitud y su trabajo.

Si la Luz fuera revelada en toda su intensidad portando la bondad y el deleite, a la persona no le quedaría ni un solo deseo, y no sería capaz de moverse o cambiar de ninguna manera. Entonces no se sentiría a sí misma y su existencia en absoluto. 

Es por esto que actuamos dentro del ocultamiento; esta es la principal preocupación en Su actitud hacia el ser creado: ocultarse para dar al ser creado todo el mundo de Infinito. Es gracias al hecho de que la Luz está oculta que la persona puede adquirir el mundo de Infinito y volverse el amo en este, el director, quién lo llena y su creador. Así, la persona alcanza el mismo nivel de plenitud, al cual llama “bueno y benévolo” hacia el Creador.

Y esto es posible por el ocultamiento del amor absoluto que viene del Creador al ser creado. Según el grado que la persona puede soportar este amor absoluto, cuando se prepara por adelantado para no ser paralizado por la revelación del amor, hasta ese grado se revela este amor.

Todo esto es sólo la revelación del amor: Aun cuando hay muchos niveles espirituales y estados muy diferentes, el principio aquí es sólo la revelación de la oscuridad y la Luz, y todo esto es la revelación del amor absoluto, donde la creación comienza y termina. Todos los otros estados existen sólo para su revelación.

En cada paso de la escalera, la persona debe revelar este amor absoluto hasta cierto grado, de acuerdo a sus vasijas (deseos), porque no hay medida del mundo de Infinito o de cualquier otro mundo, nivel, o estado. Todo es medido sólo de acuerdo a los deseos del ser creado.

Si la persona alcanza incluso el llenado más pequeño, si este llenado es pleno, le parece como el mundo de Infinito porque esto se vuelve su mundo. Cuando se eleva al siguiente nivel, ve que el estado previo era pequeño, y otra vez el estado presente le parece el mundo entero. Cuando llega a su cometido, le parece que está en el mundo de Infinito y que no hay nada que añadir porque él ha alcanzado el amor absoluto en ese nivel. Pero debe ver en qué manera este amor aún ni es completo.

Aquí existe el concepto de tres líneas, y la división en cabeza, interior, y final (Rosh, Toj, Sof) del Partzuf espiritual por cuya causa no todos los deseos están incorporados en la conexión entre el Creador y el ser creado, y aún quedan deseos reales por recibir (AHP de Yerida), “el corazón de piedra (Lev Ha Even). “Entonces claramente, el amor absoluto aún no ha sido alcanzado. Todavía, parte de este se siente al final de cada nivel.

En esencia, el ser creado debe trabajar constantemente de acuerdo con “aléjate de la maldad y haz el bien”. Hacer el bien significa tratar de hacer el trabajo más duro: ver dónde puede uno añadir más amor. Esto es lo más difícil porque es donde tienes que trabajar directamente con los deseos.

Cada nivel tiene sus problemas, su mundo, y sus resultados. Pero debemos siempre recordar que todos los estados por los que pasamos en nuestra vida corporal y espiritual, provienen del amor absoluto del Creador y de la necesidad de revelarnos por completo este amor a nosotros.

(69646 – De la 1º parte de la lección diaria de Cabalá del 13 de Febrero del 2012, Escritos de Baal HaSulam)

Material Relacionado:

El exilio es la preparación para la revelación
La persona no puede ser educada sin conexión con la luz
El amor que abre el corazón

Lectura introductoria: La garantía mutua

Transcripción completa de la Lectura introductoria: “Arvut, la garantía mutua”

Estamos atravesando momentos muy difíciles en la vida de nuestro país. El problema es que hoy la gente de todo el mundo, no sólo las personas de nuestro país, no saben cómo resolver los problemas que han surgido. Sin embargo, la solución viene repentinamente en forma de gente, esto sucede en diferentes países, y ahora podemos observar esto en Israel.

Nosotros aun no sabemos si esto es una epidemia de algún tipo o por el contrario, una determinada ola de bien que traerá el mundo al orden. Pero la gente, que vive en diferentes lugares del globo, siente la necesidad de salir a la calle y expresar sus deseos y esperanzas.

Esto sucede porque desde hace mucho tiempo, casi sesenta años, ha habido una tendencia en todo el mundo que indica el supuesto final de toda nuestra historia: El mundo está sumergiéndose en una crisis, que se manifiesta en todos los ámbitos de la vida de las personas.

La gente ya no es capaz de crear una familia normal, esto lleva a multitud de divorcios, a niños que no pueden vivir con sus padres, que dejan desde muy temprana edad la casa de sus padres, y que usan drogas y alcohol. Pero la crisis no sólo se manifiesta en la unidad familiar, esta abarca la sociedad, la industria, la economía, el sistema de educación, la cultura, e incluso la ciencia. Los propios científicos están estableciendo que la ciencia ha llegado a un callejón sin salida y no puede desarrollarse más. Realmente parece haber chocado contra un muro.

En el trascurso de miles de años, nos desarrollamos de una generación a otra con la suposición de que nuestros hijos tendrían una vida mejor. Sufrimos, por así decirlo, con la esperanza de que nuestros hijos fueran felices. Nuestro amor por ellos nos obligó a desarrollarnos y a trabajar duro sacrificándonos nosotros mismos. Pero ahora nada de esto existe, hoy ya no estamos convencidos de que tendrán una vida mejor que la nuestra. Por eso la gente ya no quiere tener y criar hijos: ¿Quién lo necesita y por qué? ¿Para qué nacerá este desafortunado niño, para ver esta vida complicada y sin sentido?

Y la comprensión del hecho de que no hay un significado o propósito para esta, literalmente, penetra en nuestro cerebro. No vemos una solución, no podemos encontrar una respuesta. Es como si la humanidad se ahogara en su incapacidad para moverse de alguna manera. Y el mundo entero la siente.

Pero lo principal es la crisis financiera y económica debido a que la crisis común se manifiesta dentro de esta. Después de todo, la economía conecta al mundo entero en una sola red. Las relaciones industriales, comerciales, e interbancarias: Estas son las huellas de nuestros deseos y aspiraciones. En otras palabras, nuestras relaciones se miden esencialmente con dinero. ¿Qué puedes hacer? Ese es el mundo. Esta es la razón por cual la crisis en la economía es una señal especial.

Al mismo tiempo revelamos que nuestro mundo se ha vuelto pequeño. Literalmente, dentro de las 24 horas, la persona puede encontrarse en el lugar más remoto, sin sentir una gran diferencia aparte de la mentalidad de la gente, a la que puede acostumbrarse gradualmente. Las cosas son aproximadamente las mismas en todas partes, cada uno está conectado con otro, la gente parece perder su individualidad. Además del hecho de que el mundo se ha vuelto pequeño, todas sus partes terminan estando estrechamente conectadas entre sí. Y eso llevó a resultados especiales: Vimos que dependemos unos de los otros. Por ejemplo, cuando algo sucede en algún lugar de Japón, el mundo entero sufre. Y lo mismo puede decirse de los EE.UU., Europa, y de cualquier otro lugar.

Todos afectan mutuamente a los demás. Ni siquiera podemos imaginar lo que pasaría si los EE.UU. declararan el impago fiscal. Y, en general, ¿podemos abrigar incluso en nuestras mentes estas ideas? El Mercado Común podría desmoronarse en Europa, y esto, naturalmente, afectaría a todo el mundo. En pocas palabras, vivimos en un mundo impredecible, y por un lado, esto causa presión en la sociedad, pero por otro lado, las personas están volviéndose indiferentes a lo que está sucediendo, puesto que son, de todos modos, incapaces de cambiar algo.

Esta indiferencia proviene de la misma conexión que existe entre todos nosotros, porque todos dependemos en gran medida los unos de los otros. Pero nosotros no construimos estas conexiones, simplemente, el mundo de repente nos encerró dentro de ellas. Este fue separado en una multitud de piezas, y repentinamente se encerró, de repente nos hemos convertido en una humanidad unificada en el globo, en una familia, y dependemos uno del otro. Este es un gran problema.

Hoy en día los científicos, aquellos que estudian la naturaleza humana, científicos políticos y sociales, ya ven claramente que en realidad existimos en dependencia mutua total a tal punto que nadie puede escapar de ella. Los científicos comenzaron a llegar a estas conclusiones en sus estudios desde hace 50 o 60 años. Pero sólo recientemente cada uno de nosotros empezó a experimentarlas en realidad.

[Read more →]

Alegría en el desierto

Pregunta: ¿Antes de la próxima convención de Aravá, debe el grupo hacer un bosquejo del deseo, la sensación de deficiencia, que es más cercana al grado superior?

Respuesta: No necesitamos la sensación de deficiencia. Debemos anhelar la perfección, y a partir de eso llegaremos a la deficiencia correcta. Vamos a ir con canciones y alegría; estamos atraídos por la conexión y la garantía mutua, y por todo lo que está oculto en este grado superior.

Nadie tiene la intención de sentarse y llorar, con su cabeza cubierta por cenizas.
[69668]

Material Relacionado:

Mis recursos espirituales
No es una calamidad, pero tampoco un día de campo

Unidad que da vida