Siete billones de tazas de té

No es casualidad que nos encontramos de pie uno frente al otro con bombas nucleares. Todos esconden unos cuantos miles tras su espalda, además de todos los tipos de armamento que ocupan los satélites en el espacio, y que están listos para disparar tan pronto como haya una orden. No es por coincidencia que experimentamos tal  agravación y pena. Todo esto significa llevarnos a la realización de que no tenemos elección, y que si queremos alcanzar una buena vida, necesitamos dar un giro completo a nuestras relaciones.

¡En la mitad, entre el amor y el odio que vive entre nosotros, se encuentra la crisis! Esta crisis nos llama, “¡Ustedes no serán capaces de sobrevivir en este planeta si no cambian su odio en amor!” Es así, si no empiezan a confiar unos en otros en los asuntos que pertenecen a las bombas atómicas, bancos y todo lo demás; y si no pueden ver este sistema como redondo e integral, ya que eso es de hecho precisamente así les guste o no.

Entiendan que simplemente no tienen otra opción con la forma en la que este sistema análogo, integral y completamente interconectado trabaja que está lleno de armas mortales y odio, ustedes tienen que dar un giro. De lo contrario, se quedarán sin más que una rebanada de pan.

Ya no es sólo un problema personal que podemos dejar de lado. Ustedes simplemente no serán capaces de proveer las cosas más esenciales para la supervivencia.

La crisis financiera está obligando a millones de manifestantes a salir a las calles ahora. El país en sí puede ser muy rico, como Alemania o Estados Unidos, pero debido a una indiferencia total hacia los demás, será imposible ofrecer una vida normal para las personas que están sin trabajo. Ellos irán a las calles y destruirán todo el país.

No importa cuánto dinero y recursos alimentarios de la nación se hayan escondidos. Con la falta de intercambio entre nosotros, tenemos un mundo donde la mitad de la población se está muriendo de hambre, y la otra mitad está lanzando más alimentos de lo que sería necesario para alimentar a la otra mitad. Y no pueden llegar a un consenso con los demás, porque ellos no piensan el uno en el otro.

Por lo tanto, vemos que no lo haremos sin alcanzar el amor universal. Sin embargo, esta palabra ha adquirido una connotación determinada impura, es decir, falsa, sexual o ingenua. Por lo tanto, podemos hablar de colaboración mutua completa: penetrar en los deseos de otra persona, entendiendo lo que necesita, llenar sus necesidades, y con la preocupación por ella. Debemos lograr esto, de lo contrario, la vida en la tierra llegará a su fin.

Si esta es la ley general de la supervivencia humana, ¿cómo podemos empezar a vivir de acuerdo con ella? Tengo que organizar todos los miles de deseos que tengo para no usarlos sólo para mi propio bien, sino tener en cuenta los intereses de los demás en cada uno de mis deseos.

Tengo que estar conectado con el mundo entero. No necesito saber lo que cada persona aparenta, sino que debería haber un sentimiento en mí de que estamos todos juntos y estoy cuidando de cada persona como cuido de mí mismo. Me sirvo una taza de té, y me preocupa que todos los demás también tengan una taza de té. Y si los demás no tienen el té, en la medida en que lo desean, yo tampoco tomaré té.

Es como una madre que no puede atenderse hasta que ha alimentado a su hijo y se asegura que está lleno, saludable y feliz. Ella simplemente no es capaz de pensar en sí misma mientras a su hijo le falta algo. Tenemos que aprender a llegar a este estado opuesto del estado de egoísmo total.

(68668 – De KabTV – Una Nueva Vida Episodio 6, del 3 de enero del 2012)

Material relacionado:
El tabernáculo es el lugar de nuestra vida espiritual
La física y el lirismo
El mundo global no se divide en partes

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta