Todo el reino es para la unidad con el Creador

Nos encontramos en un estado en el cual precisamente “la plegaria del pobre” puede salvarnos. Esto quiere decir que la persona no tiene nada y no necesita nada, además de una cosa – revivir su alma. No pide nada más que esto.

Estamos dirigiéndonos al desierto, lo cual es un reflejo de nuestro estado interior, porque el desierto es pobreza. Y no deseamos nada si no es que adquirir el punto de contacto con el Creador, para revivir nuestra alma.

A cambio podemos recibir todos los beneficios de nuestro nivel actual, en lugar de la caída de unidad con el nivel más elevado, que siempre se llama el Creador para el nivel inferior, la creación.

Carecemos del deseo de un nivel más elevado, un deseo para unirnos con el superior, para sentir que estamos al interior de Él, como una gota de semen que empieza a desarrollarse.

Esta debe ser nuestra intención cuando leemos El Libro del Zohar.

(68865 – De la segunda parte de la lección diaria de Cabalá – 2-6-12, El Zohar)

Material relacionado:
Nos vemos mañana en el desierto
Una nueva satisfacción para una nueva necesidad
¿Cuándo será significativo salir al desierto?

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta



Entradas Previas: