Habla, pensamiento, acción

La corrección que tenemos que construir por encima del nivel animado para llegar al nivel hablante, se origina no sólo a partir de nuestros cuerpos sino también del ser humano dentro de nosotros. Sin embargo, aun así implementamos el proceso de corrección a través de nuestros cuerpos, ya que el cuerpo es una “herramienta” de corrección. Nos relacionamos unos con otros (tanto de forma negativa como positiva) a través del habla, los pensamientos y las acciones. La necesidad de otorgar nos lleva al alcance del amor mutuo; es un proceso por el cual todos debemos de pasar por todos los medios.

El habla significa auto persuasión. Puede ser considerada un diálogo interno ya que una persona constantemente habla consigo misma; puede también significar el habla práctica (hacia afuera), que se dirige a otros y comunica ideas de cómo y en qué dirección debemos cambiar.

Los pensamientos van antes que el habla y las acciones. Primero, tenemos que formular un pensamiento que se deriva de nuestros cálculos internos, los cuales obtenemos de dentro de nosotros, así como de lo que nos rodea, la sociedad, y los maestros. Entonces, los pensamientos deben ser construidos antes que cualquier otra cosa; entonces deben transformarse en habla. Cualquier tipo de expresión oral permanecerá siempre sólo como “bellas palabras” hasta que las habilitemos con “fuerza” al aplicarlas en las acciones.

Las acciones significan el dedicar cada hora, que no se dedica a satisfacer nuestras necesidades animadas, a la educación integral y a la formación, diseminación, y trabajo por el bien de los demás. Nuestra tarea es guiar a las personas al menos a un estándar decente de vida, hacer que vivan por encima de la línea de pobreza, organizar una distribución justa, y hacer que todos sientan que no se les niegan sus derechos.

Por lo tanto, nuestros pensamientos y habla deben estar dirigidos hacia construir una nueva sociedad equilibrada en la cual todos viven en un nivel integral y permanecen en el sistema análogo. Mientras nos construimos, permitimos que nuestros pensamientos sean influidos por nuestro entorno; nosotros constantemente nos sometemos a un entorno integral más fuerte. Tras formular pensamientos internos, los implementamos a través del habla, es decir que le damos forma a nuestros conceptos y sistemas de información. Este es el punto en el que vienen las acciones. Es el momento en el que básicamente influimos a los otros a través de la educación, formación, y de elevar los estándares de vida en todo el mundo para que nadie sufra de hambre y aflicción.

Esta es la esencia de nuestro trabajo. Así es como nos acercamos al equilibrio con la naturaleza, que es la meta en la cual nos enfocamos constantemente. El equilibrio entre nosotros nos permite llegar a un estado de equilibrio general con toda la naturaleza y con sus leyes universales. Como resultado, creamos un sistema “completo”, perfecto.

Aquí, se detiene nuestra evolución: Nuestro desarrollo comenzó en el momento en que la vida surgió sobre la faz de la Tierra y en este punto llega al equilibrio final. No significa que todo se acabará y que el sol dejará de brillar. No es que no podamos esperar varios miles de millones de años más antes de que esto suceda. Estamos hablando del fin de la corrección de un ser humano: si logramos el equilibrio con la naturaleza y llegamos a la armonía perfecta, no experimentaremos nunca más ninguna presión de la naturaleza, y nuestras vidas llegarán a ser perfectas.

Esperemos acercarnos mucho a este estado dentro de nuestras sensaciones y que seamos capaces por todos los medios, de preparar a nuestros hijos y nietos para que alcancen este estado. Está en nuestro poder hacerlo.

(De la serie de televisión del Kab.tv “Una nueva vida”, episodio 11 del 9 de Enero del 2012)

Material Relacionado:

Equilibrio en el nivel de los pensamientos

La educación integral es un proceso rápido
¿Que se requiere de nosotros en la difusión?

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta