La plegaria de los iguales en un círculo

No importa que ustedes estén sentados en filas detrás de los escritorios, y que no estén abrazados en un círculo. Sólo los cuerpos físicos están sentados en las sillas, pero por dentro tiene que haber la sensación de círculo: una gran conexión con todo el mundo. Al igual que las mujeres nos rodean en un anillo, también el mundo entero lo está, un poco más lejos, por detrás de ellas. Debemos aspirar a traerlos a todos a un punto de contacto.

La disposición física no tiene significado.  No creo que los alumnos de Rabí Shimon se hubieran sentado en un círculo simétrico como ese. Si así hubiera sido, se habrían mantenido hasta hoy las mismas reglas para el estudio de la Torá. Un círculo, simplemente simboliza el hecho que todos son iguales, los amigos se conectan y formulan la plegaria de muchos.

Tan sólo debemos pedir la Luz que Reforma. Sin esto, no tenemos ninguna oportunidad en absoluto de salir de nuestro ego ni siquiera por un milímetro, ninguno de nosotros. Sólo la Luz que Reforma puede ayudarnos.

Por lo tanto, no tiene sentido preguntar acerca de cómo hacerlo. ¡Ustedes no están haciendo nada, dejen que la Luz haga el trabajo! Pero deben tener presente siempre que es necesario realizar alguna acción para atraer la Luz que lo hará todo.

(73816 – De la 1° parte de la lección diaria de Cabalá del 3/27/2012, Shamati # 52)

Del poder vertical a la mesa redonda
El rol de los grupos de mujeres
Luz que reforma

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta



Próximas Entradas: