Aprendiendo a hacer concesiones

Pregunta: ¿Cómo hacemos para que la persona transite del estado de percepción cerebral de esta idea, hasta el nivel de las sensaciones a través del cual estará dispuesto a conceder?

Respuesta: Sólo es posible bajo la condición de que la persona vea y por lo tanto sienta, basándose en un gran número de ejemplos, justo hasta qué grado él o ella están conectados con otros y dependen de ellos, que no tiene otra opción, y cuán bueno es estar en una correcta conexión con otros. En otras palabras, la persona necesita ver lo que gana y lo que pierde. Esta es la fase de persuasión.

Más adelante, pasamos a los ejercicios prácticos con grupos de personas. Estos necesitan incluir preguntas y respuestas, juegos, canciones, y películas: Necesitamos guiar a la persona a través de las percepciones emocionales en favor y en contra de la garantía mutua y la unificación, mostrarles, de una forma real, el posible resultado de implementar o fracasar al querer implementar esos principios. Esta es la segunda fase.

En la tercera fase necesitamos usar eso aquello a lo cual nos referimos como “el hábito se vuelve una segunda naturaleza“. Ya hablamos de esto en nuestras charlas previas. Si la persona se acostumbra a tomar a otros en cuenta y a estar conectado mediante la garantía mutua en un pequeño grupo, entonces gradualmente, al estudiar esto y darnos cuenta que es benéfico para él o ella, la persona transfiere esto a un círculo aun más amplio de personas hasta que alcanza el estado en el que percibe al mundo entero como un círculo común.

Necesitamos involucrar a los científicos que hablan de esto en términos científicos para que cooperen con nosotros. Ellos explican desde la perspectiva de la naturaleza qué está sucediendo ahora y qué sucederá en cualquier escenario, justo como un doctor que dice: “Tienes cierta enfermedad y sólo esta medicina te ayudará. Pero esta medicina es alcanzable”. Es realmente difícil, pero la persona está preparada para darlo todo por su vida.

Necesitamos utilizar la fuerza del entorno, que puede convencer de cualquier cosa a la persona. Puedo comenzar a llamarle blanco al negro. Si hubiera 20 personas sentadas cerca de mí y por 20 horas me estuvieran convenciendo de que es blanco, comenzaré a pensar que es de hecho blanco ¡Mi cerebro alterará el programa y como consecuencia de una persuasión externa, yo comienzo a ver que es blanco! Existe una confirmación práctica de esto.

La influencia del entorno en la persona cambia sus prioridades, cambia cualquier cosa a la que estemos acostumbrados. No sabemos lo que estábamos viendo y lo que estaba sucediendo a nuestro alrededor, ¡Es algo que nos enseñaron! Y ahora sólo debemos entender que a la persona se le puede enseñar cualquier cosa. Es difícil remover mis estereotipos, pero nosotros no hacemos eso, sólo corregimos en el interior de él o ella, su distorsión egoísta de manera que al usar el otorgamiento hacia otros, también reciba un disfrute.

En última instancia, recibirá una ganancia egoísta segura, ¡¿y cómo podría ser de otra forma?! Se le está atendiendo, se le está prometiendo todo lo mejor, sólo necesita hacer concesiones para eso, ¿y qué? Necesitas pagar por todo en la vida. En realidad, esta no es ni siquiera una gran concesión, ya que tan pronto como la persona comienza a relacionarse con otros con bondad y amor, comienza a disfrutar del hecho de que está dando.

La persona no debe estar sintiendo presión y estrés: “No tengo salida, te trataré bien incluso si requiere de una gran fuerza emocional y esfuerzos internos…” ¡Para nada! Necesitamos crear tales medios masivos, tales influencias externas sobre la persona, que lo hagan cambiar, ¡y de pronto será fácil para ella! Comenzará a disfrutar del hecho de que ella te trata bien ¡Descubrirá que está en un mundo maravilloso! ¡Todos la tratan bien, y ella es buena con todos!

Necesitamos pasar de los rieles de la coerción a los caminos de la participación voluntaria, aprender a conceder, al principio forzándome, y después por mi propia voluntad y deseo.

(68225 – Del Kab.tv de “Una nueva vida”, episodio 5 del 1/5/12)

Material relacionado:
Construyamos una terraza común para el mundo
Crecemos para acercarnos
El hábito se convierte en segunda naturaleza

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta



Entradas Previas: