El día seguirá a la noche

Pregunta: Cuanto más estudio al Creador, Su naturaleza, y los principios de unidad, más fuertemente siento que soy opuesto a todo esto y que estoy confundido ¿Por qué sucede esto y qué significa?

Respuesta: Imaginen: hay una persona que está hospitalizada. Si habláramos con un médico que observa a este paciente, nos hablaría de una enfermedad poco común, de diferentes métodos de tratamiento para esta enfermedad, y de sus suposiciones acerca de este caso. Ahora preguntemos a la enfermera: Ella conoce todas las enfermedades y todas las medicinas, en general y en particular. Y finalmente, hablemos con el conserje del hospital: “Todo está bien”, diría, “este es un caso normal, mejorará pronto”.

La moraleja: mientras más profundamente penetre la persona en la esencia de las cosas, más grandes complicaciones encuentra en estas. Para ella, cada detalle va hasta los extremos y se divide en una multitud de componentes. Las cosas son difíciles para una persona así, siempre duda; muchas cosas son cuestionables para ella. De la misma forma, los sabios tienen dudas donde las cosas son claras como el día para las personas comunes.

Mientras trabajamos en alcanzar la fuerza superior y encontramos confusión constantemente y analizamos cosas; debemos disfrutar lo uno y lo otro. Existen dos lados del mismo proceso, que lleva a la toma de consciencia, entendimiento, y alcance. Está escrito que no hay alegría más grande que la eliminación de las dudas. Muchas contradicciones te rebasan, no eres capaz de unir todo al mismo tiempo, y de pronto todo se aclara, complaciéndote así grandemente.

Cuando la Luz de la sabiduría, la Luz de Jojma, entra en la Luz de Jassadim y llena el deseo, experimentas un estado de perfección, que viene de nuestra Fuente. Lo siguiente siempre es acertado: “Y hubo atardecer, y hubo amanecer, un día”. Una y otra vez la Luz disipa la oscuridad. Así avanzamos.

La sensación de noche usualmente le pesa mucho a los estudiantes nuevos, e incapaces de controlarse, se rinden. Me recuerdo que yo mismo me recostaba, incapaz de levantarme; no veía un solo destello de luz ante mí. Pero después viene la próxima etapa: comienzas a entender de dónde viene esto y por qué, adquieres experiencia al oponer esas dos frecuencias, adquieres sensación y razón: primero adquieres sensación, y entonces haces la transición a la etapa de entendimiento.

Este es el trayecto, y lo principal es continuar en este. Los cambios vendrán. Naturalmente, es difícil al principio para la persona: Ella está sujeto a su estado y aún no es capaz de elevarse por encima de este. Es por esto que debemos ser delicados con los estudiantes nuevos, cuando pierden el control bajo la presión de las circunstancias o se pierden en una especie de niebla. Esta es la forma en que una toma de consciencia adicional afecta a la persona una vez que la adquiere. Estamos hechos de deseo y las sensaciones son nuestra vida. Existen diferentes estados, y el tiempo nos sana cuando la mente no puede hacer nada. Este es el periodo de preparación.

(75382 – De la 1º parte de la lección diaria de Cabalá 12 de Abril del 2012, Shamati)

Duscusión / Compartir Retroalimentación / Haz una pregunta